La trinidad ¿Una doctrina de la Biblia?-Parte VI y final

Saludos a todos los que leen en este Blog. El siguiente tema es uno que deseaba plasmar hace tiempo; desde que comencé con la serie de artículos La trinidad ¿Una doctrina de la Biblia?” Sin embargo, no lo hice entonces, pues esperaba la ocasión propicia  y dar por terminada esta ponencia crítica de 6 partes. El tiempo para esto ha llegado y aquí les dejo la conclusión del asunto sobre la trinidad adorada en la cristiandad. Antes de que pasen a leerla y analizarla les sugiero que oren a Dios para sabiduría y entendimiento. Y que como personas individualmente no se sientan heridos, por ninguna palabra escrita aquí.

Atentamente: Meschareth

¿Qué hay de los textos que se usan en prueba de la Trinidad?

SE DICE que en algunos textos bíblicos se encuentra prueba en apoyo de la Trinidad. No obstante, al leer esos textos debemos tener presente que la evidencia bíblica e histórica no apoya la Trinidad.

Cualquier remisión a la Biblia como prueba tiene que entenderse teniendo como contexto lo que toda la Biblia enseña consecuentemente. Con mucha frecuencia los versículos circundantes, que dan el contexto, aclaran el verdadero significado del texto bíblico en cuestión.

Tres en uno

EN LA New Catholic Encyclopedia se presentan tres de esos textos bíblicos, “textos de prueba”, para apoyar la Trinidad, pero también se admite lo siguiente: “La doctrina de la Santísima Trinidad no se enseña en el A[ntiguo] T[estamento]. En el N[uevo] T[estamento] la prueba más antigua está en las epístolas paulinas, especialmente en 2 Cor 13:13 [versículo 14 en algunas Biblias] y en 1 Cor 12:4-6. En los Evangelios, la prueba de la Trinidad se encuentra explícitamente solo en la fórmula bautismal de Mat 28:19”.

En esos versículos las tres “personas” se enumeran como sigue en la Biblia de Jerusalén. Segunda a los Corintios 13:13 (14) reúne a las tres de este modo: “La gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios y la comunión del Espíritu Santo sean con todos vosotros”. Primera a los Corintios 12:4-6 dice: “Hay diversidad de carismas, pero el Espíritu es el mismo; diversidad de ministerios, pero el Señor es el mismo; diversidad de operaciones, pero es el mismo el Dios que obra todo en todos”. Y Mateo 28:19 dice: “Id, pues, y haced discípulos a todas las gentes bautizándolas en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo”.

¿Dicen esos versículos que Dios, Cristo y el espíritu santo constituyan una Deidad trinitaria, que los tres sean iguales en sustancia, poder y eternidad? No; no dicen eso, tal como el enumerar a tres personas, como Pepe, Pancho y Antonio, no significa que sean tres en uno.

La Cyclopedia of Biblical, Theological, and Ecclesiastical Literature, de McClintock y Strong, admite que esa clase de referencia “solo prueba que se menciona a tres entidades, […] pero no prueba, por sí misma, que las tres pertenezcan necesariamente a la naturaleza divina ni que posean igual honra divina”.

Aunque esa fuente es trinitaria, dice de 2 Corintios 13:13 (14): “No podríamos deducir con razón que tuvieran igual autoridad ni la misma naturaleza”. Y de Mateo 28:18-20 dice: “Sin embargo, este texto, tomado por sí mismo, no probaría decisivamente ni la personalidad de las tres entidades mencionadas ni su igualdad ni divinidad”.

También se mencionó a Dios, Jesús y el espíritu santo en el mismo contexto en la ocasión del bautismo de Jesús. Este “vio descender como paloma el espíritu de Dios que venía sobre él”. (Mateo 3:16.) Con todo, ahí no dice que los tres sean uno. Muchas veces se menciona juntos a Abrahán, Isaac y Jacob, pero eso no los hace uno. Aparecen juntos los nombres de Pedro, Santiago y Juan, pero eso no los hace uno tampoco. Además, puesto que el espíritu de Dios descendió sobre Jesús en su bautismo, eso muestra que Jesús no tuvo el espíritu sino hasta ese momento. Puesto que así fue, ¿cómo pudiera haber sido Jesús parte de una Trinidad en la cual él siempre hubiera sido uno con el espíritu santo?

Otra referencia que menciona a los tres juntos está en algunas traducciones antiguas de la Biblia en 1 Juan 5:7. No obstante, los eruditos reconocen que esas palabras no estaban originalmente en la Biblia, sino que fueron añadidas mucho tiempo después. Correctamente, la mayoría de las traducciones modernas omiten ese versículo espurio.

Otros textos bíblicos que se dan como prueba tratan solo de la relación entre dos: el Padre y Jesús. Consideremos algunos de estos.

“Yo y el Padre somos uno”

ESE texto, en Juan 10:30, suele citarse como apoyo para la Trinidad, aunque en él no se menciona a una tercera persona. Pero Jesús mismo mostró lo que quería decir con que él y el Padre fueran “uno”. Según Juan 17:21, 22, oró a Dios para que sus discípulos “todos ellos sean uno, así como tú, Padre, estás en unión conmigo y yo estoy en unión contigo, que ellos también estén en unión con nosotros, […] que ellos sean uno así como nosotros somos uno”. ¿Estaba Jesús orando para que todos sus discípulos llegaran a ser una sola entidad? No; obviamente Jesús oraba para que estuvieran unidos en pensamiento y propósito, como lo estaban él y Dios. (Véase también 1 Corintios 1:10.)

En 1 Corintios 3:6, 8 Pablo dice: “Yo planté, Apolos regó […] El que planta y el que riega uno son”. Pablo no quiso decir que él y Apolos fueran dos personas en un solo ser; quiso decir que estaban unidos en propósito. La palabra griega que Pablo usó ahí para “uno” (hen) es neutra, y literalmente se puede traducir “una (cosa)”, lo que indica unidad en cooperación. Es la misma palabra que usó Jesús en Juan 10:30 para describir su relación con el Padre. También es la misma palabra que Jesús empleó en Juan 17:21, 22. Por eso, cuando usó la palabra “uno” (hen) en estos casos, hablaba sobre unidad de pensamiento y propósito.

Respecto a Juan 10:30, Juan Calvino (quien era trinitario) dijo en su Comentario sobre el Evangelio según Juan: “Los antiguos dieron mal uso a este pasaje cuando quisieron probar con él que Cristo es […] de la misma esencia que el Padre. Pues Cristo no arguye sobre la unidad de la sustancia, sino sobre la conformidad de él con el Padre”.

En el mismo contexto de los versículos que siguen a Juan 10:30 Jesús afirmó vigorosamente que con sus palabras no alegaba ser Dios. Preguntó lo siguiente a los judíos que equivocadamente habían llegado a aquella conclusión y querían apedrearlo: “¿Por qué me acusan de blasfemia a mí, a quien el Padre consagró y envió al mundo, si digo que soy Hijo de Dios?”. (Juan 10:31-36, NBE.) No; Jesús no afirmó que fuera Dios Hijo, sino el Hijo de Dios.

“Haciéndose igual a Dios”

OTRO texto bíblico que se da como apoyo para la Trinidad es Juan 5:18. Este dice que los judíos (como en Juan 10:31-36) querían matar a Jesús porque “también llamaba a Dios su propio Padre, haciéndose igual a Dios”.

Pero ¿quién dijo que Jesús estaba haciéndose igual a Dios? No fue Jesús. Él se defendió de aquella acusación falsa en el mismísimo versículo siguiente (19): “Jesús, pues, tomando la palabra, les decía: ‘[…] el Hijo no puede hacer nada por su cuenta, sino lo que ve hacer al Padre’” (BJ).

Al decir eso, Jesús mostró a los judíos que no era igual a Dios y, por lo tanto, no podía obrar por su propia iniciativa. ¿Podemos imaginarnos que alguien que fuera igual al Dios Todopoderoso dijera que ‘no podía hacer nada por su cuenta’? (Compárese con Daniel 4:34, 35.) Es interesante que el contexto de Juan 5:18 y 10:30 muestra que Jesús se defendió de acusaciones falsas de judíos que, como los trinitarios, ¡habían llegado a conclusiones equivocadas!

¿“Igual a Dios”?

EN FILIPENSES 2:6 la versión católica Scío de San Miguel [Scío] dice de Jesús: “Que siendo en forma de Dios, no tuvo por usurpación el ser él igual a Dios”. La Versión Reina-Valera de 1904 dice: “El cual siendo en forma de Dios, no tuvo por rapiña ser igual a Dios”. Algunos todavía usan versiones que presentan lecturas semejantes para apoyar la idea de que Jesús era igual a Dios. Pero note cómo vierten otras traducciones ese versículo:

1869: “quien, estando en la forma de Dios, no consideró como para procurarse ávidamente el estar en igualdad con Dios” (The New Testament, por G. R. Noyes).

1965: “Él —¡en verdad de naturaleza divina!— nunca desplegó confianza en sí mismo haciéndose igual a Dios” (Das Neue Testament, edición revisada, por Friedrich Pfäfflin).

1968: “quien, aunque estaba en la forma de Dios, no consideró que debería hacer suyo ávidamente el ser igual a Dios” (La Bibbia Concordata).

1972: “quien, a pesar de tener la forma de Dios, no reputó como botín (codiciable) ser igual a Dios” (Versión Nácar-Colunga).

1976: “Él siempre tuvo la naturaleza de Dios, pero no pensó que por fuerza debería tratar de llegar a ser igual a Dios” (Today’s English Version).

1985: “Quien, estando en la forma de Dios, no consideró la igualdad con Dios algo que debería asir ávidamente” (The New Jerusalem Bible).

1987: “quien, aunque existía en la forma de Dios, no dio consideración a una usurpación, a saber, que debiera ser igual a Dios” (Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras).

Sin embargo, algunos alegan que aun estas versiones más exactas dan a entender que 1) Jesús ya tenía igualdad, pero no quería retenerla, o que 2) no tenía que asirse ávidamente de la igualdad porque ya la tenía.

A este respecto, Ralph Martin, en The Epistle of Paul to the Philippians (La epístola de Pablo a los Filipenses), dice sobre el griego original: “Sin embargo, es cuestionable el que el sentido del verbo pueda deslizarse de su verdadero significado de ‘apoderarse de’, ‘arrebatar violentamente’ al de ‘tener firmemente asido’”. The Expositor’s Greek Testament (El Testamento Griego del expositor) dice también: “No podemos hallar ningún pasaje en que ἁρπάζω [har·pá·zo] o alguna derivación suya tenga el sentido de ‘tener en posesión’ o ‘retener’. Parece que significa invariablemente ‘apoderarse de’, ‘arrebatar violentamente’. Por eso, no es permisible deslizarse del verdadero sentido de ‘asir ávidamente’ a uno que es totalmente diferente: ‘tener firmemente asido’”.

Por lo anterior es patente que los traductores de versiones como la Scío y la Valera doblan las reglas para apoyar fines trinitarios. Lejos de decir que Jesús pensó que era apropiado ser igual a Dios, lo que dice en griego en Filipenses 2:6, cuando se lee objetivamente, muestra precisamente lo contrario, que Jesús no pensó que fuera apropiado.

El contexto de los versículos circundantes (3-5, 7, 8, Scío) aclara cómo debe entenderse el versículo 6. A los Filipenses se les aconsejó: “Humildad, teniendo cada uno por superiores á los otros”. Entonces Pablo emplea a Cristo como el ejemplo sobresaliente de esta actitud: “Y el mismo sentimiento haya en vosotros, que hubo también en Jesucristo”. ¿Qué “sentimiento”? ¿El de ‘no tener por usurpación ser igual a Dios’? No, ¡eso sería precisamente lo contrario del punto que se comunica! Más bien, Jesús, quien ‘tuvo a Dios como su superior’, nunca ‘asiría ávidamente la igualdad con Dios’; en vez de eso, “se humilló a sí mismo, hecho obediente hasta la muerte”.

Sin duda, eso no puede estar refiriéndose a ninguna parte del Dios Todopoderoso. Se refería a Jesucristo, quien sirvió perfectamente para ilustrar el punto de Pablo aquí, a saber, la importancia de la humildad y de desplegar obediencia al Superior y Creador de uno, Jehová Dios.

“Yo soy”

EN JUAN 8:58 algunas traducciones (por ejemplo, la Biblia de Jerusalén) presentan a Jesús diciendo: “Antes que naciese Abraham, Yo Soy”. En aquella ocasión, ¿estaba Jesús enseñando, como sostienen los trinitarios, que a él se le conocía por el título “Yo Soy”? Y, según alegan ellos, ¿significa eso que él era el Jehová de las Escrituras Hebreas, puesto que en Éxodo 3:14 la Biblia de Jerusalén dice: “Dijo Dios a Moisés: ‘Yo soy el que soy’”?

En Éxodo 3:14 (BJ) la frase “Yo soy” se da como título a Dios para indicar que él en realidad existía y haría lo que prometía. The Pentateuch and Haftorahs, publicado por el doctor J. H. Hertz, dice acerca de esa frase: “Para los israelitas en cautiverio, el significado sería: ‘Aunque Él no ha desplegado todavía Su poder para con ustedes, lo hará; Él es eterno y ciertamente los redimirá’. La mayoría de los modernos siguen a Rashi [comentarista francés de la Biblia y el Talmud] al verter [Éxodo 3:14] ‘Seré lo que seré’”.

La expresión de Juan 8:58 es muy diferente de la que se usa en Éxodo 3:14. Jesús no la usó como nombre ni título, sino como medio de explicar la existencia que tuvo antes de ser humano. Por consiguiente, note cómo vierten Juan 8:58 otras versiones de la Biblia:

1925: “antes que Abraham fuera criado, yo existo” (Sagrada Biblia, Félix Torres Amat).

1972: “Antes de que Abraham naciese, era yo” (Sagrada Biblia, E. Nácar Fuster y A. Colunga).

1978: “antes que Abraham naciese, ya existía yo” (Nuevo Testamento, Felipe de Fuenterrabía).

1979: “yo existo desde antes que existiera Abraham” (Dios habla hoy, Versión Popular).

1980: “Antes que Abraham existiera, yo existo” (Sagrada Biblia, Pedro Franquesa y José M. Solé).

1987: “Antes que Abrahán llegara a existir, yo he sido” (Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras).

Así pues, la verdadera idea de la expresión griega usada en este pasaje es que el “primogénito” (Jesús) creado por Dios había existido mucho antes de que naciera Abrahán. (Colosenses 1:15; Proverbios 8:22, 23, 30; Revelación 3:14.)

De nuevo, el contexto muestra que este es el modo correcto de entender lo que se dijo. Esta vez los judíos quisieron apedrear a Jesús por afirmar que ‘había visto a Abrahán’ aunque, como dijeron, él todavía no tenía 50 años de edad. (Versículo 57.) La respuesta natural de Jesús fue decir la verdad sobre su edad. Así que naturalmente les dijo que ‘existía desde antes que existiera Abraham’ (Versión Popular).

“La Palabra era Dios”

EN JUAN 1:1 la Biblia de Jerusalén dice: “En el principio la Palabra existía y la Palabra estaba con Dios, y la Palabra era Dios”. Los trinitarios alegan que eso significa que “la Palabra” (griego: ho ló·gos), quien vino a la Tierra como Jesucristo, era el Dios Todopoderoso mismo.

Sin embargo, note que una vez más el contexto nos da la base para entender con exactitud el pensamiento. Observe que se dice: “La Palabra estaba con Dios” (cursiva nuestra). El que está “con” otro no puede ser ese otro. En conformidad con eso, Journal of Biblical Literature (Revista de literatura bíblica), una publicación del jesuita Joseph A. Fitzmyer, señala que si se interpretara la parte posterior de Juan 1:1 como “el” Dios, esto “entonces contradiría la cláusula precedente”, la cual dice que la Palabra estaba con Dios.

Note, también, cómo vierten otras traducciones, en varios idiomas, esta parte del versículo:

1808: “y la palabra era un dios” (The New Testament in an Improved Version, Upon the Basis of Archbishop Newcome’s New Translation: With a Corrected Text).

1864: “y un dios era la Palabra” (The Emphatic Diaglott, lectura interlineal, por Benjamin Wilson).

1928: “y la Palabra era un ser divino” (La Bible du Centenaire, L’Evangile selon Jean, por Maurice Goguel).

1935: “y la Palabra era divino” (The Bible—An American Translation, por J. M. P. Smith y E. J. Goodspeed).

1946: “y de género divino era la Palabra” (Das Neue Testament, por Ludwig Thimme).

1958: “y la Palabra era un Dios” (The New Testament, por James L. Tomanek).

1963: “y la Palabra era un dios” (Traducción del Nuevo Mundo de las Escrituras Griegas Cristianas).

1975: “y un dios (o: de género divino) era la Palabra” (Das Evangelium nach Johannes, por Siegfried Schulz).

1978: “y de género parecido a Dios era el Logos” (Das Evangelium nach Johannes, por Johannes Schneider).

En Juan 1:1 aparece dos veces el sustantivo griego the·ós (dios). La primera vez que aparece se refiere al Dios Todopoderoso, con quien estaba la Palabra (“y la Palabra [ló·gos] estaba con Dios [una forma de the·ós]”). Este primer the·ós está precedido por la palabra ton (el), una forma del artículo definido griego que señala a alguien claramente identificado, en este caso el Dios Todopoderoso (“y la Palabra estaba con [el] Dios”).

Por otra parte, no hay artículo delante del segundo the·ós en Juan 1:1. Eso haría que una traducción literal dijera: “y dios era la Palabra”. Sin embargo, hemos visto que varias traducciones vierten “divino”, “parecido a Dios” o “un dios” este segundo the·ós (un complemento predicativo). ¿Qué autoridad tienen para eso?

El lenguaje griego koiné tenía artículo definido (como en español tenemos “el”, “la”, y sus plurales), pero no tenía artículo indefinido (como “un”, “una” y sus plurales). Por eso, cuando un complemento predicativo no está precedido por el artículo definido, puede ser indefinido, dependiendo del contexto.

Journal of Biblical Literature dice que las expresiones “en las cuales un predicado sin artículo precede al verbo son principalmente de significado cualitativo”. Como señala esa publicación, esto indica que el ló·gos puede ser asemejado a un dios. También dice de Juan 1:1: “La fuerza cualitativa del predicado es tan prominente que no puede considerarse definido el sustantivo [the·ós]”.

Esto quiere decir que Juan 1:1 destaca la cualidad de la Palabra, que era “divino”, “parecido a Dios”, “un dios”, pero no el Dios Todopoderoso. Esto está en armonía con el resto de la Biblia, que muestra que Jesús, llamado en este pasaje “la Palabra” por su papel de Vocero de Dios, era un subordinado obediente que fue enviado a la Tierra por su Superior, el Dios Todopoderoso.

Hay muchos otros versículos bíblicos donde traductores al español insertan el artículo indefinido “un” cuando traducen oraciones griegas con esa misma estructura, aunque en español no siempre es necesario, pues en muchos casos se transmite el mismo sentido con simplemente omitir el artículo definido. Por ejemplo, en Marcos 6:49, cuando los discípulos vieron que Jesús andaba sobre el agua, la Biblia de Jerusalén dice: “Creyeron que era un fantasma”. En el griego koiné no hay ningún “un” delante de “fantasma”. Pero casi todas las traducciones añaden el artículo indefinido “un”. De la misma manera, Juan 1:1 muestra que la Palabra no era “Dios”, sino “un dios” o “divino”.

Joseph Henry Thayer, teólogo y erudito que trabajó en la producción de la versión en inglés American Standard Version, declaró sencillamente: “El Logos era divino, no el Ser divino mismo”. Y el jesuita John L. McKenzie escribió en su Dictionary of the Bible: “Rigurosamente, Jn 1:1 debe traducirse […] ‘la palabra era un ser divino’”.

¿Se viola una regla?

NO OBSTANTE, algunos afirman que esas traducciones violan una regla gramatical del griego koiné publicada por el helenista E. C. Colwell allá en 1933. Él sostuvo que en griego un complemento predicativo “tiene el artículo [definido] cuando sigue al verbo; no tiene el artículo [definido] cuando precede al verbo”. Con eso quería decir que un complemento predicativo que precede al verbo debe entenderse como si en verdad tuviera delante el artículo definido (“el” o “la” y sus plurales). En Juan 1:1, el segundo sustantivo (the·ós), el complemento predicativo, precede al verbo: “y [the·ós] era la Palabra”. Por eso, alegó Colwell, Juan 1:1 debe significar “y [el] Dios era la Palabra”.

Pero considere solo dos ejemplos que se hallan en Juan 8:44. En ese pasaje leemos en algunas versiones en español que Jesús dijo que el Diablo era “un homicida” y “un mentiroso”. Tal como en Juan 1:1, aquí en el texto griego los complementos predicativos (“homicida” y “mentiroso”) preceden a los verbos. No hay ningún artículo indefinido precediendo a ninguno de estos complementos predicativos porque en el griego koiné no hay artículo indefinido. Pero algunas traducciones al español insertan la palabra “un” por lo que ven que piden la gramática griega y el contexto. (Véanse también Marcos 11:32; Juan 4:19; 6:70; 9:17; 10:1; 12:6 en diversas versiones.)

Colwell tuvo que reconocer esto con relación al complemento predicativo, pues dijo: “Es indefinido [pudiera ser acompañado por “un” o “una” y sus plurales] en esta posición solo cuando el contexto lo exige”. Así que hasta él admite que cuando el contexto lo exige los traductores pueden insertar un artículo indefinido delante del complemento predicativo en este tipo de estructura oracional.

¿Exige el contexto un artículo indefinido en Juan 1:1? Sí, porque lo que toda la Biblia atestigua es que Jesús no es el Dios Todopoderoso. Por lo tanto, lo que debe guiar al traductor en casos de esta índole no es la controvertible regla de gramática de Colwell, sino el contexto. Y es patente, por las muchas traducciones en diversos idiomas que insertan el artículo indefinido “un” en Juan 1:1 y en otros lugares, que muchos eruditos no concuerdan con una regla tan artificial; y tampoco lo hace la Palabra de Dios.

No hay ningún conflicto

¿ESTÁ en conflicto con la enseñanza bíblica de que hay un solo Dios el decir que Jesucristo es “un dios”? No, porque a veces la Biblia emplea el término “dios” para referirse a criaturas poderosas. Salmo 8:5 dice: “También procediste a hacerlo [al hombre] un poco menor que los que tienen parecido a Dios [hebreo: ʼelo·hím]”, es decir, los ángeles. En la defensa de Jesús contra la acusación de los judíos de que él afirmaba ser Dios, él señaló que “[la Ley] llama dioses a aquellos a quienes se dirigió la Palabra de Dios”, es decir, a jueces humanos. (Juan 10:34, 35, BJ; Salmo 82:1-6.) Hasta a Satanás se le llama “el dios de este sistema de cosas” en 2 Corintios 4:4.

Jesús ocupa una posición mucho más elevada que la de los ángeles, los hombres imperfectos o Satanás. Puesto que se alude a estos como “dioses”, poderosos, de seguro Jesús puede ser y era “un dios”. Por su posición singular con relación a Jehová, Jesús es un “Dios Poderoso”. (Juan 1:1; Isaías 9:6.)

Pero ¿no indica la expresión “Dios Poderoso”, con letras mayúsculas, que Jesús de alguna manera es igual a Jehová Dios? De ningún modo. Isaías simplemente profetizó que ese sería uno de cuatro nombres que se darían a Jesús, y en español estos nombres suelen escribirse con mayúscula. Con todo, aunque a Jesús se le llamó “Poderoso”, solo puede haber uno que sea “Todopoderoso”. Carecería de importancia llamar “Todopoderoso” a Jehová Dios si no existieran otros a quienes también se llamara dioses, pero que ocuparan una posición subalterna o inferior.

El Bulletin of the John Rylands Library, de Inglaterra, indica que, según el teólogo católico Karl Rahner, aunque the·ós se usa en textos bíblicos como Juan 1:1 con referencia a Cristo, “en ninguno de esos casos se usa ‘theos’ de tal manera que identifique a Jesús con aquel que en otros lugares del Nuevo Testamento aparece como ‘ho Theos’, es decir, el Dios Supremo”. Y el Bulletin añade: “Si los escritores del Nuevo Testamento creían vital que los fieles confesaran a Jesús como ‘Dios’, ¿se puede explicar el que en el Nuevo Testamento haya una ausencia casi completa de precisamente esa forma de confesión?”.

Pero ¿qué se puede decir de que el apóstol Tomás dijera a Jesús: “¡Mi Señor y mi Dios!”, en Juan 20:28? Para Tomás, Jesús era como “un dios”, especialmente en las circunstancias milagrosas que impulsaron a Tomás a expresarse como lo hizo. Algunos eruditos sugieren que es posible que Tomás sencillamente saliera con una exclamación emocional de asombro, hablada a Jesús, pero dirigida a Dios. Fuera una cosa o la otra, Tomás no pensaba que Jesús fuera el Dios Todopoderoso, porque él y los demás apóstoles sabían que Jesús nunca había afirmado ser Dios, sino que enseñó que solo Jehová es “el único Dios verdadero”. (Juan 17:3.)

De nuevo, el contexto nos ayuda a entender esto. Pocos días antes, Jesús ya resucitado había dicho a María Magdalena que dijera a los discípulos: “Asciendo a mi Padre y Padre de ustedes y a mi Dios y Dios de ustedes”. (Juan 20:17.) Aunque Jesús ya había sido resucitado en la condición de espíritu poderoso, Jehová todavía era su Dios. Y Jesús siguió refiriéndose a Él como tal hasta en el último libro de la Biblia, después de su glorificación. (Revelación 1:5, 6; 3:2, 12.)

Solo tres versículos después de la exclamación de Tomás, en Juan 20:31, la Biblia aclara más este asunto al declarar: “Estas han sido escritas para que ustedes crean que Jesús es el Cristo el Hijo de Dios”, no que fuera el Dios Todopoderoso. Y en este texto se quiso decir “Hijo” en sentido literal, como cuando se habla de un padre natural y su hijo, no como si Jesús fuera alguna parte misteriosa de una Deidad trinitaria.

Tienen que concordar con la Biblia

SE ALEGA que varios otros textos bíblicos apoyan la Trinidad. Pero estos son similares a los que ya hemos considerado, porque, cuando se examinan cuidadosamente, no ofrecen verdadero apoyo a tal enseñanza. Esos textos solo ilustran que cuando uno considera algún supuesto apoyo para la Trinidad tiene que preguntarse: ¿Armoniza la interpretación que se presenta con lo que toda la Biblia enseña consecuentemente: que solo Jehová Dios es Supremo? Si no es así, entonces esa interpretación tiene que ser errónea.

También tenemos que tener presente que no hay siquiera un “texto de prueba” que diga que Dios, Jesús y el espíritu santo son uno en alguna misteriosa Deidad. Ningún texto bíblico de ninguna parte de la Biblia dice que los tres sean lo mismo en sustancia, poder y eternidad. La Biblia revela consecuentemente al Dios Todopoderoso, Jehová, como el único que es Supremo, a Jesús como su Hijo creado, y al espíritu santo como la fuerza activa de Dios.

Adore a Dios según Sus condiciones

EN ORACIÓN a Dios, Jesús dijo: “Esto significa vida eterna, el que estén adquiriendo conocimiento de ti, el único Dios verdadero, y de aquel a quien tú enviaste, Jesucristo”. (Juan 17:3.) ¿Qué clase de conocimiento? La “voluntad [de Dios] es que hombres de toda clase se salven y lleguen a un conocimiento exacto de la verdad”. (1 Timoteo 2:4.)

De modo que Dios quiere que lo conozcamos y tengamos conocimiento exacto de sus propósitos, en conformidad con la verdad divina. La Palabra de Dios, la Santa Biblia, es la fuente de esa verdad. (Juan 17:17; 2 Timoteo 3:16, 17.) Cuando la gente aprende con exactitud lo que la Biblia dice acerca de Dios, entonces evita asemejarse a las personas mencionadas en Romanos 10:2, 3, que tenían “celo por Dios; mas no conforme a conocimiento exacto”. Evita también ser como los samaritanos, a quienes Jesús dijo: “Ustedes adoran lo que no conocen”. (Juan 4:22.)

Por lo tanto, si queremos la aprobación de Dios, tenemos que preguntarnos: ¿Qué dice Dios acerca de sí mismo? ¿Cómo quiere él que se le adore? ¿Cuáles son sus propósitos, y cómo debemos amoldarnos a ellos? Un conocimiento exacto de la verdad nos da las respuestas correctas a preguntas como esas. Entonces podemos adorar a Dios según Sus condiciones.

Algo que deshonra a Dios

“A LOS que me honran honraré”, dice Dios. (1 Samuel 2:30.) ¿Honra a Dios el decir que otra persona es su igual? ¿Lo honra el que se llame a María “la madre de Dios”, y la “Mediadora […] entre el Creador y Sus criaturas”, como lo hace la New Catholic Encyclopedia? No, esas ideas insultan a Dios. Nadie es su igual; tampoco tuvo él madre carnal, puesto que Jesús no era Dios. Y no hay ninguna “Mediadora”, porque Dios ha nombrado “un solo mediador entre Dios y los hombres”, a Jesús. (1 Timoteo 2:5; 1 Juan 2:1, 2.)

No hay duda de que la doctrina de la Trinidad ha confundido y diluido el entendimiento de la gente sobre la verdadera posición de Dios. Impide que la gente conozca con exactitud al Soberano Universal, Jehová Dios, y que lo adore según Sus condiciones. Como lo expresó el teólogo Hans Küng: “¿Por qué quisiera nadie añadir algo a la noción de la unicidad y singularidad de Dios, cuando lo único que se lograría con eso sería diluir o anular esa unicidad y singularidad?”. Pero eso es lo que ha hecho el creer en la Trinidad.

Los que creen en la Trinidad no ‘tienen a Dios en conocimiento exacto’. (Romanos 1:28.) Ese versículo añade: “Dios los entregó a un estado mental desaprobado, para que hicieran las cosas que no son apropiadas”. Los versículos 29 a 31 dan una lista de algunas de esas cosas que “no son apropiadas”, como “asesinato, contienda, […] falsos en los acuerdos, sin tener cariño natural, despiadados”. Esas mismas cosas han sido practicadas por las religiones que aceptan la Trinidad.

Por ejemplo, con frecuencia los trinitarios han perseguido y hasta matado a los que han rechazado la doctrina de la Trinidad. Y han ido más allá. Han matado a sus compañeros trinitarios en tiempos de guerra. ¿Qué pudiera ser menos ‘apropiado’ que el que católicos hayan matado a católicos, ortodoxos hayan matado a ortodoxos, protestantes hayan matado a protestantes… todo en el nombre del mismo Dios trinitario?

Sin embargo, Jesús dijo claramente: “En esto todos conocerán que ustedes son mis discípulos, si tienen amor entre sí”. (Juan 13:35.) La Palabra de Dios explica esto más a fondo, al decir: “Los hijos de Dios y los hijos del Diablo se hacen evidentes por este hecho: Todo el que no se ocupa en la justicia no se origina de Dios, tampoco el que no ama a su hermano”. Compara a los que matan a sus propios hermanos espirituales con “Caín, que se originó del inicuo [Satanás] y degolló a su hermano”. (1 Juan 3:10-12.)

Así, la enseñanza de doctrinas confusas acerca de Dios ha llevado a acciones que violan Sus leyes. En efecto, lo que ha ocurrido por toda la cristiandad es lo que el teólogo danés Søren Kierkegaard describió así: “La cristiandad ha eliminado el cristianismo sin siquiera darse cuenta de ello”.

La condición espiritual de la cristiandad encaja con esta descripción que escribió el apóstol Pablo: “Declaran públicamente que conocen a Dios, pero por sus obras lo repudian, porque son detestables y desobedientes y no aprobados para obra buena de clase alguna”. (Tito 1:16.)

Pronto, cuando Dios ponga fin al inicuo sistema de cosas actual, la cristiandad trinitaria tendrá que rendir cuentas. Y será juzgada adversamente por sus acciones y doctrinas que deshonran a Dios. (Mateo 24:14, 34; 25:31-34, 41, 46; Revelación 17:1-6, 16; 18:1-8, 20, 24; 19:17-21.)

Rechace la Trinidad

NO SE puede transigir en cuanto a las verdades acerca de Dios. Por lo tanto, el adorar a Dios según Sus condiciones significa rechazar la doctrina de la Trinidad. Esta doctrina contradice lo que los profetas, Jesús, los apóstoles y los cristianos primitivos creyeron y enseñaron. Contradice lo que Dios enseña acerca de sí mismo en su propia Palabra inspirada. Por eso, él aconseja: “Acuérdense de […] que yo soy el Divino y no hay otro Dios”. (Isaías 46:9.)

El hacer que Dios parezca ser confuso y misterioso no adelanta Sus intereses. Al contrario, mientras más confusa esté la gente con relación a Dios y sus propósitos, mejor es para el Adversario de Dios, Satanás el Diablo, el ‘dios de este mundo’. Él es quien promueve esas doctrinas falsas para ‘cegar la mente de los incrédulos’. (2 Corintios 4:4.) Y la doctrina de la Trinidad también conviene a los clérigos que desean mantener a la gente bajo su poder, porque ellos hacen que parezca que únicamente teólogos pueden entenderla. (Véase Juan 8:44.)

El conocimiento exacto de Dios trae gran alivio. Nos libra de enseñanzas que están en conflicto con la Palabra de Dios y de organizaciones que se han hecho apóstatas. Como dijo Jesús: “Conocerán la verdad, y la verdad los libertará”. (Juan 8:32.)

Al honrar a Dios como el supremo y adorarlo según Sus condiciones, podemos evitar el juicio que él pronto ejecutará contra la cristiandad apóstata. En vez de eso, podemos esperar el favor de Dios cuando este sistema termine: “El mundo va pasando, y también su deseo, pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre”. (1 Juan 2:17.)


*A menos que se indique lo contrario las citas bíblicas son tomadas de la Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras. Edición de 1987

Bibliografía usada de la Watchtower:

Folleto: ¿Debería creer usted en la Trinidad? págs. 23-29 ¿Qué hay de los textos que se usan en prueba de la Trinidad? y pág. 30 Adore a Dios según Sus condiciones.

About meschareth

Meschareth. Un simple ministro, de la “buenas nuevas”. Cree sinceramente en el mensaje bíblico y ha estudiado las escritura a la luz de diversos razonamientos. Reconoce las verdades explícitas e implícitas de la Biblia y tiene el deseo de compartirlas en este espacio. Su fe en las Escrituras lo ha llevado desde hace años a predicar sus creencias en asociación de millones de cristianos por todo el mundo bajo el liderazgo de Cristo como Testigo De Jehová. Si usted está interesado en la obra de los Testigos de Jehová en Cuba, le invito a que los contacte en: Ave. 15 No. 4608. Municipio Playa. Habana. También en las calles, Salones del Reino y/o lugares de reunión. Los testigos cristianos de Jehová estarán complacidos en ayudarle a conocer el Único Dios verdadero Jehová y a su Hijo Jesucristo y así poder disfrutar de una vida con propósito y esperanza.
Tagged , , , , , , , . Bookmark the permalink.

81 Responses to La trinidad ¿Una doctrina de la Biblia?-Parte VI y final

  1. edo says:

    que sucede si te demuestro que el ángel de Jehová es Jehová.

    • meschareth says:

      Estimado edo, cuando comencé a estudiar la Biblia, una de las preguntas que tenia era si este Libro tan importante, pudo llegar a convertirse, en las manos de los hombre, como en una especie de instrumento musical. Por ejemplo un piano.
      Al piano se sientan los que saben y los que no saben y sacan sonidos, melodías y música. Para cualquiera que ha visto como todas las religiones y creyentes apoyan sus creencias en la Biblia, esto parecería similar al asunto del piano. Cada cual toma las Escrituras y saca un ‘sonidos, melodías o músicas’ de creencias.
      Sin embargo, yo aprendí hace mucho tiempo, que en la Biblia TODO ARMONIZA internamente, y que cuando aparecen grandes dudas de parte de uno, (es decir de los que la estudiamos) es menester buscar las respuestas en armonía con lo que la Biblia realmente enseña y no con lo que a lo mejor queremos creer o nos parece que es.
      En correspondencia con este comentario, puedo decirle que cualquier texto bíblico por muy evidente que parezca, no puede ser enseñanza apartada del resto de las Escrituras. Debe conformarse al todo del asunto es cuestión que se trate y armoniosamente dentro de la Biblia. Y allí donde aparezcan cuestiones supuestamente inentendibles pues hay que orar mucho a Dios sobre el asunto y, esperar y buscar información necesaria, para poder aportar una respuesta acertada. No olvidar nunca que Dios es “veraz” ante todo hombre mentiroso.(Romanos 3:4 compare con Juan 8:26) Y su palabra la Biblia es la verdad.
      Saludos

  2. edo says:

    En este caso decidí buscar un poco en la literatura que tengo el problema de la regla gramatical. Encontrado el mismo me di a la tarea de revisarlo para que se ajustara al tema que estas comentando en este artículo. Me parece que esta explicación hecha por tierra el argumento que usted da de juan 1:1
    Mis saludos y espero que también como yo oré para leer su artículo usted ore para leer mi comentario: 😉
    “El Verbo era Dios”.-
    La Regla de Colwell.-
    Parece que una regla gramatical bien conocida, descubierta por el profesor E. C. Colwell (en la década de 1930), ofrece alguna evidencia convincente en cuanto a la traducción e interpretación más apropiada de la expresión “el Verbo era Dios”. Los eruditos han denominado apropiadamente a este concepto: “Regla de Colwell”.
    La siguiente discusión es un poco técnica, pero los lectores deberían ser capaces de seguir el argumento si pueden recordar algo de gramática básica del colegio secundario, la usada para analizar oraciones gramaticales.
    Los asuntos claves a los que se refiere la Regla de Colwell implican los siguientes factores básicos de la estructura de la oración gramatical:
    (1) El sujeto (la idea, concepto o persona clave)
    (2) los verbos intransitivos (esto es, verbos que califican o definen un sujeto más bien que mostrar alguna acción llevada a cabo por el sujeto)
    (3) el predicado nominativo (que consiste generalmente en un sustantivo o un adjetivo que define, identifica o califica al sujeto)
    (4) el significado de los artículos definidos o su ausencia en una frase (palabras tales como “el”, que identifican claramente el sujeto o especifican el predicado nominativo).
    Con estos factores básicos en mente, ahora podemos considerar directamente la famosa Regla de Colwell.
    He aquí lo que dice:
    “A los sustantivos predicados definidos que preceden al verbo, generalmente les falta el artículo un predicado nominativo que precede al verbo no puede traducirse como un sustantivo indefinido o ‘cualitativo’ únicamente debido a la ausencia del artículo; si el contexto sugiere que el predicado es definido, debe ser traducido como un sustantivo definido”. (Wallace, p. 257).
    Antes que tratemos de aplicar esta regla a Juan 1:1 puede ser útil dejar preparada la frase clave del versículo tanto en griego como en castellano. En primer lugar daremos una mención exacta de la frase como una transliteración de las palabras griegas a las castellanas: kaí theós én ho lógos.
    Ahora considere por favor lo siguiente:
    (1) la traducción (entre comillas)
    (2) las explicaciones del significado gramatical de las palabras colocadas entre paréntesis luego de cada palabra griega y su traducción castellana: kaí (“y”, una conjunción); theós (“Dios”, el predicado nominativo sin artículo definido que viene antes del verbo); én (“era”, el verbo intransitivo que conecta el sujeto ho lógos, o “el Verbo”, el sustantivo nominativo al predicado nominativo theós, o “Dios”); ho lógos (“el Verbo”, el sujeto o sustantivo nominativo de la frase).
    La aplicación de la “Regla de Colwell”.-
    Daniel Wallace ha demostrado de modo persuasivo que la Regla de Colwell tiene en cuenta tres traducciones posibles.
    Lo que sigue es un compendio de la presentación de las tres opciones de Wallace y su evaluación de sus respectivos puntos fuertes y débiles (Ibíd., pp. 256-270):
    (1) LA OPCIÓN “INDEFINIDA”:
    Como se observó previamente, el ejemplo mejor conocido de esta opción aparece en la traducción del Nuevo Mundo de los Testigos de Jehová, “el Verbo era un dios”.
    Aunque la Regla de Colwell permitiría tal traducción (si el contexto lo requiere), ambos, la gramática y el contexto hacen dudosa tal traducción.
    El 1er problema con la traducción “indefinida” es que el argumento gramatical es débil, con poca evidencia, si es que en verdad hay alguna, para apoyarla. Paul Stephen Dixon podría exagerar el caso, pero su punto es básicamente válido cuando sostiene que si theós fuera “indefinido” en Juan 1:1, llegaría a ser el único ejemplo de su clase en el Evangelio de Juan (Ibíd., p. 267).
    La 2ª complicación tiene que ver con la inconsistencia de los que sostienen tal traducción. El Nuevo Testamento tiene 282 lugares donde theós aparece sin el artículo definido, y la versión del Nuevo Mundo emplea la traducción “indefinida” (un dios, dios, dioses o divino) sólo 16 veces. De esa manera, los traductores de los Testigos de Jehová aplican el principio “indefinido” únicamente en el 6 por ciento de las veces.
    Claramente es un modelo de traducción arbitrario e inconsistente; obviamente, impulsado por sus presuposiciones teológicas e intereses polémicos.
    La 3ª objeción involucra no sólo el principal tema teológico del Evangelio de Juan (Juan 17:3) sino también el resto de la Biblia. Las consecuencias teológicas de la traducción “un dios” ¡derivarían hacia alguna versión de politeísmo! Seguramente que una traducción así indicaría enfáticamente que Jesús es sólo un dios secundario o semidiós que habita en algún panteón de deidades múltiples; ¡un concepto totalmente en desacuerdo con el mensaje total de la Biblia!
    (2) LA OPCIÓN “DEFINIDA”:
    La Regla de Colwell permite “de una manera clara” que el sustantivo theós (“Dios”) sea traducido como si tuviera el articulo definido. Además de eso, aun cuando en el griego no tiene artículo definido, el articulo sobreentendido no necesita ser traducido (como lo rinde la Reina-Valera del 60: “…y el Verbo era Dios”).
    Aunque esta opción es gramaticalmente posible, el contexto debería indudablemente imponer cautela si la traducción implicara algo semejante a “el Dios”. Como se notó previamente en observaciones preliminares, el “Dios” “con” quien el “Verbo” estaba en la primera parte de Juan 1:1 es claramente Dios el Padre. Por tanto, si traducimos la última frase del versículo como “el Verbo era el Dios”, una traducción así haría que “el Dios” sea Dios el Padre, sacándonos del foso del arrianismo y metiéndonos en la zanja del sabelianismo o modalismo.
    (3) LA OPCIÓN “CUALITATIVA”:
    El predicado nominativo (theós) puede traducirse en una forma más “cualitativa”. Si usamos este enfoque, el sustantivo funciona más semejante a un adjetivo y trata de traducir algunas cualidades o características clave que definen más claramente el sujeto (lógos). Los ejemplos incluirían versiones de la Biblia que traducen theós ya sea como “divino” (Moffatt) o como “lo que era Dios lo era el Verbo” (NEB).
    Esta opción parece ser la más satisfactoria. Wallace ofrece los siguientes comentarios acertados: “[Esta] opción recalca que, aunque la persona de Cristo no es la persona del Padre, su esencia es idéntica… La idea de un theós cualitativo aquí es que el Verbo tiene todos los atributos y cualidades que tiene ‘el Dios’ [mencionado antes en el versículo 1]. En otras palabras, comparte la esencia del Padre aunque difieren en persona. La construcción que eligió el evangelista para expresar esta idea fue la forma más concisa en la que podía declarar que el Verbo era Dios y sin embargo era distinto del Padre” (Ibíd., p. 269).
    Podríamos ilustrar el razonamiento de Wallace de esta manera: Mi esposa y yo hemos sido esposos desde “el comienzo” de nuestro matrimonio. Compartimos la misma esencia de “humanidad casada” (lo he apodado “característica de esposos humanos”) aunque manteniendo nuestra distinción personal como varón y hembra y esposo y esposa. Aunque somos diferentes en nuestro género y en el papel que representamos como esposos, todavía compartimos la misma esencia del “estado de estar casados”. Por eso ahora concluyo con la siguiente paráfrasis ilustrativa de Juan 1-1: “En el principio de nuestro matrimonio la mujer [mi esposa, la esposa humana] estaba con el hombre [yo, el esposo, el esposo humano], y la mujer [mi esposa] era de la misma esencia del ‘estado de cónyuges humanos’ que el hombre [yo, el esposo]”.
    Es muy obvio que Juan no está diciendo que Jesús, quien posee divinidad, es simplemente “un dios”. Ni tampoco está sugiriendo que debemos igualar a Jesús con la persona de Dios el Padre. Por el contrario, Juan está empleando aquí una gramática elegida cuidadosamente para expresar su convicción de que los cristianos, conjuntamente con el discípulo Tomás, pueden confesar verdaderamente a Jesús como “Señor mío y Dios mío” (Juan 20:28). Juan es muy claro al declarar que “Dios” puede usarse como un predicado nominativo “cualitativo” para describir a Jesús como el único que comparte la plena esencia de la naturaleza divina con Dios el Padre.
    Tomado del libro:
    WHIDDEN , WOODROW. y otros. La trinidad.

    • meschareth says:

      Estimado edo es bien interesante lo que usted expone aquí en este comentario.
      Con respecto a esto mantengo todo lo escrito de Juan 1:1 en este articulo y añado:
      si usted leyó todo el articulo detenidamente pudo constatar que no ha sido únicamente la Traducción NM en traducir: “la Palabra era un dios.”
      Note:
      1808: “y la palabra era un dios” (The New Testament in an Improved Version, Upon the Basis of Archbishop Newcome’s New Translation: With a Corrected Text).
      1864: “y un dios era la Palabra” (The Emphatic Diaglott, lectura interlineal, por Benjamin Wilson).
      1928: “y la Palabra era un ser divino” (La Bible du Centenaire, L’Evangile selon Jean, por Maurice Goguel).
      1935: “y la Palabra era divino” (The Bible—An American Translation, por J. M. P. Smith y E. J. Goodspeed).
      1946: “y de género divino era la Palabra” (Das Neue Testament, por Ludwig Thimme).
      1958: “y la Palabra era un Dios” (The New Testament, por James L. Tomanek).
      1963: “y la Palabra era un dios” (Traducción del Nuevo Mundo de las Escrituras Griegas Cristianas).
      1975: “y un dios (o: de género divino) era la Palabra” (Das Evangelium nach Johannes, por Siegfried Schulz).
      1978: “y de género parecido a Dios era el Logos” (Das Evangelium nach Johannes, por Johannes Schneider).
      Amigo en el artículo menciono a su Colwell bajo el subtema ¿Se viola una regla?
      Si usted de veras leyó (lo que no dudo) entonces ahí debe coincidir conmigo. Vea que tuvo que hacer Colwell después de analizar versículos como Juan 8:44 donde muchas versiones en español ponen el artículo “un” para caracterizar al Diablo como “un homicida(asesino)” y “un mentiroso”. Ahí, tal como en Juan 1:1, en el texto griego los complementos predicativos (“homicida” y “mentiroso”) preceden a los verbos. No hay ningún artículo indefinido precediendo a ninguno de estos complementos predicativos porque en el griego koiné no hay artículo indefinido. Pero algunas traducciones al español insertan la palabra “un” por lo que ven que piden la gramática griega y el contexto. (Véanse también Marcos 11:32; Juan 4:19; 6:70; 9:17; 10:1; 12:6 en diversas versiones.)
      Colwell tuvo que reconocer esto con relación al complemento predicativo, pues dijo: “Es indefinido [pudiera ser acompañado por “un” o “una” y sus plurales] en esta posición solo cuando el contexto lo exige”. Así que hasta él admite que cuando el contexto lo exige los traductores pueden insertar un artículo indefinido delante del complemento predicativo en este tipo de estructura oracional.
      ¿Exige el contexto un artículo indefinido en Juan 1:1? , porque lo que toda la Biblia atestigua es que Jesús no es el Dios Todopoderoso. De hecho Juan, hablando de las cosas que Jesús hizo en la Tierra escribió al final de su evangelio: “Pero estas han sido escritas para que ustedes crean que Jesús es el Cristo el Hijo de Dios”(Juan 20:30, 31)
      Que Jesús sea “un dios” no está en conflicto con el resto de las Escrituras, ni sugiere necesariamente la existencia de un panteón de dioses como se lee en su comentario.
      En la Biblia se le llamaba a los jueces de Israel “dioses.(Salmo 82:1-6) Jesús cito de esas palabras en una defensa que hizo de sí mismo como “un dios” y dijo que él era “Hijo de Dios” no Dios Su Padre. (Juan 10:34, 35) Hasta a Satanás se le llama “dios” de este mundo en 2 Corintios 4:4. Pero contrario a este enemigo, Satanás el Diablo, Jesús es un “Dios Poderoso”, debido a su posición singular con relación a Jehová Su Padre y Su Dios. (Isaías 9:6; Juan 20:17)
      Tomás no pensaba que Jesús fuera el Dios Todopoderoso, porque él y los demás apóstoles sabían que Jesús nunca había afirmado ser Dios, sino que enseñó que solo Jehová es “el único Dios verdadero”. (Juan 17:3.)

      • edo says:

        interesante pero cuando 2+2=5 en el dominio de los números naturales (nunca sabes en matemática cuando alguien te sacará un sable) no importa cuantas personas lo repitan seguirá estando incorrecto.
        De todos modos ahora quiero hacer una pregunta sencilla. En el libro de Éxodo, ¿Quién dijo que su nombre era Jehová, el Padre o el Ángel de Jehová?

        • meschareth says:

          Amigo edo, yo no he escrito de matemáticas aqui, no entiendo eso de 2+2=5. Pero igual, como ustede acaba de escribir: ‘no importa cuantas personas lo repitan seguirá estando incorrecto.’
          Usted escribe y cito: ‘De todos modos ahora quiero hacer una pregunta sencilla. En el libro de Éxodo, ¿Quién dijo que su nombre era Jehová, el Padre o el Ángel de Jehová?’
          Extrayendo la pregunta y poniendola en negritas: ‘¿Quién dijo que su nombre era Jehová, el Padre o el Ángel de Jehová?’
          Le voy a responder cuando usted me responda a mi lo siguiente:
          ¿Cuántas veces habló directamente (sin un mensajero mediador) Jehová Dios según la Biblia con su siervos fieles de la antigüedad? ¿Cuántas veces se registra en la Biblia que la poderosa y personal voz de Jehová Dios se direje hacia los seres humanos en la Tierra?

          • edo says:

            Usualmente dijo siempre antes de hablar mediante un mensajero las palabras: “así dice Jehová”
            No en el caso del Ángel en medio de la zarza diciendo o atribuyéndose a si mismo que era Jehová.
            Las otras ocasiones en que habla directam,ente es cuando dá los 10 mandamientos y cuando hablaba con Adán y Eva. Bueno tendría que sumerle muchas otras en las que hablo directamente como en el caso de ismael cuando estaba muriendo y Dios se compadeció de él. Pero no te preocupes de ese caso que pides sacaré el lunes o el martes un artículo.

            • meschareth says:

              Bueno amigo edo,por el momento yo no le respondo a su pregunta de su Comentario en este artículo. Usted preguntó: ‘En el libro de Éxodo, ¿Quién dijo que su nombre era Jehová, el Padre o el Ángel de Jehová?

            • meschareth says:

              Disculpe pense que lo habia publicado. Es que la conexión por la que entro al Blog no es muy buena.

      • edo says:

        Con respecto a lo que dices que no respondes hasta que no te diga pues bien, solo tienes que publicar mi comentario anterior que es la respuesta.
        Ahora, tu quieres que te responda este comentario, está bien lo haré cuando me expliques porqué esa regla (la misma que aplicas en juan 1:1) no se la aplicas a Juan 1:6 adonde se cumple exactamente lo mismo pero no traduces poniéndole “un” Dios a el Padre. La regla es exactamente la misma pero aquí, como es al Padre, si se la aplicas. Esto está raro y a mi me parece parcialidad extrema. Demuestro:
        Jua 1:1 εν 1722:PREP En αρχη 746:N-DSF principio ην 1510:V-IAI-3S era ο 3588:T-NSM la λογος 3056:N-NSM Palabra και 2532:CONJ y ο 3588:T-NSM la λογος 3056:N-NSM Palabra ην 1510:V-IAI-3S era προς 4314:PREP hacia τον 3588:T-ASM a el θεον 2316:N-ASM Dios και 2532:CONJ y θεος 2316:N-NSM dios ην 1510:V-IAI-3S era ο 3588:T-NSM la λογος 3056:N-NSM Palabra

        Jua 1:6 εγενετο 1096:V-2ADI-3S Llegó a ser ανθρωπος 444:N-NSM hombre απεσταλμενος 649:V-RPP-NSM ha sido enviado παρα 3844:PREP al lado de θεου 2316:N-GSM de Dios ονομα 3686:N-NSN nombre αυτω 846:P-DSM a él ιωαννης 2491:N-NSM Juan

        No crees que debiera decir hubo un hombre enviado de un Dios. en Juan 1:6. Pues este es exactamente el mismo caso que juan 1:1. Si es un hombre enviado de un dios entonces sería un hombre enviado por Jesucristo antes de venir al mundo lo cual sería un gran problema para toda la doctrina TJ. Pues se derrumbaría todo el castillo. Y si por otro lado dices que eso es porque es al Padre, entonces eso significa que ahora para traducir este texto tienes que traducirlo así porque es a Dios y sería un argumento llamado razonamiento circular. En el cual dices que Jesús es no es Dios para poder traducir con “un dios” y dices que eso hace que el sea el otro Dios (sin un) por que es el Padre. Eso es razonar circularmente. También se le conoce como falacia y es muy empleada en este tipo de medios para afirmar puntos de vista en base a la ignorancia de tu oponente.
        Tradúceme Juan 1:6 con la misma regla y tendrás al Padre siendo “un dios” con minúscula.

        • meschareth says:

          Estimado edo, yo respeto sus creencias, aun cuando estas no sean las mías y para mi estén en conflicto con las Sagradas Escrituras.
          Cuando de caprichos se trata los hombres imperfectos como usted y yo estamos llenos. Usted esta obstinado, o no alcanza a entender el asunto.
          vamos a hacer una cosa: Olvidémonos de todas las ayudas para entender la Biblia que existan. Y hagamos algo leamos Juan 1:1 en la Biblia versión Reina-Valera de 1960 que tengo aquí en mis manos. Allí dice: “En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios”
          Ahora, como único conocimiento externo( fuera de la Biblia) sabemos que el griego antiguo koiné(común) no clásico carece de articulo indefinido.
          Con esto en la mente usted solo puede traducir literalmente al español Juan 1:1 del griego koiné(común) de una sola forma y es la que presenta lecturas similares a Reina-Valera 1960.
          Mis preguntas son y esto no es para usted solamente:
          ¿Es entendible esa oración literal?
          ¿Cómo sabemos al traducir qué theós se escribe con mayúscula (trasmitiendo la idea de que es el Dios Todopoderoso) y cual no?
          Explique¿cómo theós “era con” theós? Que significa esa frase “era con Dios”?
          En las Escrituras hay varios lugares donde la palabra theós aparece en relación con otras personas. Usted ha citado uno de esos lugares Juan 1:6.
          No olvidando que en koiné no existe artículo indefinido, nos encontramos un versículo con una construcción gramatical idéntica a Juan 1:1 Se trata de: Hechos 28:1-6. La parte que nos interesa es la final cuando se lee en RV-1960: “[…]y viendo que ningún mal le venía [a Pablo], cambiaron de parecer y dijeron que era un dios” Es interesante como aquí se traduce el griego y se le asigna el artículo indefinido.
          ¿Qué regla aplicaron aquí estos traductores? ¿Por qué no continuaron traduciendo literalmente al pie de la letra como si lo hicieron con Juan 1:1? Claro, aquí, para estos traductores seria una herejía traducir que aquellas personas dijeron que Pablo era Dios. No considerando lo mismo en el caso de Juan 1:1 y creando así una confusión hasta nuestros días. Estos traductores se han dejado llevar por sus creencias y cultos y no por la clara evidencia que las Escrituras muestran.
          A usted amigo, cuando pide que yo le explique sobre Juan 1:6 se le vuelve a olvidar lo más importante:
          En griego koiné no existe el articulo indefinido. Y su uso es exclusivo siempre que el contexto lo requiera. Así que hasta Colwell admite que cuando el contexto lo exige los traductores pueden insertar un artículo indefinido delante del complemento predicativo en este tipo de estructura oracional.

          Hay que tener en cuenta el modo en que Juan identificó a “la Palabra” o el “Verbo” en el primer capítulo de su Evangelio. “La Palabra vino a ser carne y residió entre nosotros —escribió—, y tuvimos una vista de su gloria, gloria como la que pertenece [no a Dios, sino] a un hijo unigénito de parte de un padre.” De modo que “la Palabra”, que vino a ser carne, vivió en la Tierra como el hombre Jesús y fue vista por la gente. Por lo tanto, la Palabra no puede haber sido el Todopoderoso, respecto a quien Juan dice: “A Dios ningún hombre lo ha visto jamás” (Juan 1:14, 18).
          Por tales motivos, la mejor y más acertada traducción de Juan 1:1 es la que como la TNM hace “En [el] principio la Palabra era, y la Palabra estaba con Dios, y la Palabra era un dios.”

          • edo says:

            si dijera que pablo era un dio o que pablo era dios para ellos no hubiera habido diferencia pues eran personas gentiles idólatras y no conocían de Jehová, era indistintivo Dios de un Dios no cambia nada la mala traducción de la RV60 que de por sí es una de las biblias mas modificadas que existe. Fijate que se quita casi en su totalidad la palabra sábado y se sustitulle por reposo. Y ese es solo uno de los casos. Entonces resumiendo admites que usan un argumento cíclico para traducir juan 1:1 eso es lo que necesitaba saber.
            Pero aun no me haz dicho nada de los dos Jehová en el mismo versículo.
            http://debatevenezer.cubava.cu/2015/05/28/es-cristo-jehova-v-cuando-jehova-conversa-con-jehova/
            saludos

            • meschareth says:

              Amigo, primero que nada no ponga usted palabras en mi boca. Yo admito una cosa y es la que he venido escribiendole aqui en este articulo y mis comentarios. Jesús el Cristo es el Hijo de Dios NO el Dios Todopoderoso Jehová.

            • meschareth says:

              Vuelva a leer:
              En griego koiné no existe el articulo indefinido. Y su uso es exclusivo siempre que el contexto lo requiera. Así que hasta Colwell admite que cuando el contexto lo exige los traductores pueden insertar un artículo indefinido delante del complemento predicativo en este tipo de estructura oracional.
              Hay que tener en cuenta el modo en que Juan identificó a “la Palabra” o el “Verbo” en el primer capítulo de su Evangelio. “La Palabra vino a ser carne y residió entre nosotros —escribió—, y tuvimos una vista de su gloria, gloria como la que pertenece [no a Dios, sino] a un hijo unigénito de parte de un padre.” De modo que “la Palabra”, que vino a ser carne, vivió en la Tierra como el hombre Jesús y fue vista por la gente. Por lo tanto, la Palabra no puede haber sido el Todopoderoso, respecto a quien Juan dice: “A Dios ningún hombre lo ha visto jamás” (Juan 1:14, 18).
              Por tales motivos, la mejor y más acertada traducción de Juan 1:1 es la que como la TNM hace “En [el] principio la Palabra era, y la Palabra estaba con Dios, y la Palabra era un dios.”

              • meschareth says:

                Un datico más si es que lo necesita, agrego a todo lo dicho sobre Juan 1:1
                Es bien interesante que traductores que insisten en verter Juan 1:1: “El Verbo era Dios” no vacilen en usar el artículo indefinido (un) al verter otros pasajes donde un complemento predicativo singular sin artículo antecede al verbo. Así, en Juan 6:70 tanto Versión Popular como el Nuevo Testamento (1980), José María González Ruiz llaman a Judas Iscariote “un diablo”, y en Juan 9:17 describen a Jesús como “un profeta”. Pregunto ¿aquí si se puede poner un, pero en Juan 1:1 no?
                Esta es la misma gramática constructiva de oración en griego koiné usada en Juan 1:1,6; Hechos 12:23; 28:6 podemos seguir hablando de lo mismo. Pero si usted no entiende la gramática griega koiné de estos textos bíblicos sera improbable que asimile este asunto. Por favor, órele a Dios use su nombre poderoso Jehová y pídale en nombre de Jesucristo espírutu santo para entender estas cosas que El le dé sabiduría de arriba.

            • meschareth says:

              Estimado edo, dispénseme pues no logro descifrar el mensaje que desea trasmitir en ese artículo que publicó y tampoco entiendo lo escrito.

              Si usted fuera tan amable de explicarmelo mas sencillo.

          • edo says:

            mensaje sencillo tienes dos Jehová en esos versículos, los cuales no son el mismo. Igualmente en el artículo de hoy tienes a Agar llamándole Jehová a el Ángel de Jehová
            http://debatevenezer.cubava.cu/2015/06/01/es-cristo-jehova-vi-a-otro-no-dare-mi-gloria/

          • edo says:

            Este artículo que acabo de publicar es el que termina poniendo la tapa al pomo.
            Esto hecha por tierra muchas cosas.
            Dale una mirada y después me dices.

            • meschareth says:

              Amigo es admirable el celo que usted tiene por su adoración a Dios. Pero, sin temor a equivocarme, porque también creo que Jehová me ha dado algo de su espíritu y de sabiduría en su Palabra, le digo que me siento contristado por ver como usted se enreda en algo que no tiene ni pies ni cabeza. Perdóneme usted esta sinceridad si en algo hiero sus sentimientos. No es mi intención lastimarle, más bien ayudarle a recibir vista espiritual, así como yo la recibí y la recibo, sobre lo que la Biblia dice. No se aun cual es su credo o denominación religiosa; pero eso no importa. Usted me interesa como ser humano y porque Cristo me envió a predicar el evangelio tal como se lo dijo a sus primeros discípulos. Por usted y por muchos más, voy a poner un artículo lo antes posible titulado: ¿Ha visto algún hombre a Dios?
              A Jehová Dios oro para que sus corazones se muestren receptivos y alcancen a entender.

          • edo says:

            Amigo, el argumento colocado no existe Testigo de Jehová que pueda refutarlo.
            El Ángel de Jehová se llama a si mismo Dios de Abraham y de Isaac, ademas dice que él es el Dios del Pacto, ademas dice que él es el Jehová que hizo el pacto con Jacob. Y eso lo dice tu propia biblia.
            Lee el artículo y desengáñate.

            • meschareth says:

              Paciencia amigo. Es la Palabra de Dios quien escudriñará este asunto. No te apresures en lo que dices o escribes. Saludos

          • edo says:

            respóndeme a esto:
            (TNM***)
            Gén 18:22 Entonces los hombres se volvieron de allí y procedieron a irse a Sodoma; pero en cuanto a Jehová, él todavía estaba de pie delante de Abrahán.
            Gén 18:23 Entonces Abrahán se aproximó y empezó a decir: “¿Verdaderamente barrerás al justo con el inicuo?
            Hay muchísimos mas ejemplos que he puesto en mis artículos, pero este es solo un ejemplito.
            A propósito aunque lances tu artículo refutame porqué el mio no tiene ni piez ni cabeza, es muy facil lanzar comentarios al aire sin argumentos biblicos. Yo puedo decir por ejemplo que tu biblia no sirve pero de que vale que lo haga si no lo demuestro.
            PD: la palabra hombre en el versículo:
            Gén 18:10 De modo que continuó él: “De seguro volveré a ti el año próximo por este tiempo, y, ¡mira!, Sara tu esposa tendrá un hijo”. Ahora bien, Sara estaba escuchando a la entrada de la tienda, y esta estaba detrás del hombre.

            Es un añadido que no está en el hebreo ni el contexto apolla su uso, pues quien habla es Jehová

            • meschareth says:

              Paciencia amigo. Es la Palabra de Dios quien escudriñará este asunto. No te apresures en lo que dices o escribes. Saludos

          • edo says:

            Recordar que a Sodoma solo llegaron dos. ¿A el otro que le sucedió? Se perdió en el camino o se quedó conversando con Abraham. Y recordar que al principio Abraham vio tres varones que venían.

            • meschareth says:

              Paciencia amigo. Es la Palabra de Dios quien escudriñará este asunto. No te apresures en lo que dices o escribes. Saludos

          • edo says:

            Amigo.
            Definitivamente no solo no deseas razonar lo que te estoy poniendo sino que ni siquiera le haz hecho caso.
            Que no lees que dice que:
            Gén 18:22 Entonces los hombres se volvieron de allí y procedieron a irse a Sodoma; pero en cuanto a Jehová, él todavía estaba de pie delante de Abrahán.
            Jehová estaba de pié frente a Abraham y este podía verlo y conversar con el, por el contexto porque el vió los tres varones y llegaron dos a sodoma.
            Eso lo dice tu Biblia no solo la mía, o bueno las muchísimas traducciones diferentes de la TNM. Eso no es una abstracción, es un hecho. Es una lástima que hasta ahora me has demostrado que no tienes deseos de razonar las cosas que te estoy escribiendo y solo me contestas con la cartilla que te dieron como pre-concepto, completamente en automático. Se capaz de citar en tus comentarios lo que pongo en los artículos y decir es incorrecto, por esto, esto, y aquello. Demuéstrame que estas razonando por ti solo y no que está razonando la Watchtower por ti. Pues yo también estoy preocupado por ti. Quiero que busques la verdad en la Biblia y no me refiero a TNM solamente, sino a el hebreo en el original, y en griego y compares cual versión de las tantas existentes se apega mejor a la traducción. Si te fijas eso es lo que hago en mis artículos trato de poner un paralelo.
            La denominación mía no es importante, lo importante es que me preocupo por ti, pues veo que eres alguien que le a dedicado el corazón a buscar a Jehová. Yo quisiera ayudarte un poco para que realmente encuentres a Jehová y de paso no te pierdas al actor principal.
            Recuerda tu propio versículo bandera:

            Ustedes son mis testigos, aún mi siervo a quien he escogido, para que sepan y tengan fe en mí y para que entiendan que yo soy el mismo. Antes de mí no fue formado Dios alguno, y después de mí continuó sin que lo hubiera. Yo… yo soy Jehová y fuera de mí no hay salvador.

            (Isaías 43:10, 11) TNM
            Según esto hay un único salvador, “fuera de mi no hay salvador”, así que por el título de salvador compiten según tu biblia: Jesús y Jehová, según la mía el autor de estas palabras es Jesús, el cual es el salvador y también es de paso Ángel de Jehová y Jehová.
            PD: Ya que se que no lo haz leído el artículo de hoy, que trata del Dios de Abraham, de Isaac y de Jacob (y si lo hiciste, solo lo haz hecho de forma superficial). Y es el mejor de todos, pero es una lástima que probablemente no lo leerás seriamente lo cual es una verdadera, verdadera, lástima.
            saludos

            • meschareth says:

              Edo, los impulsos solo conllevan a errores. Yo he leído su último artículo y ciertamente me he quedado peor que al principio. No tengo ningún interés en seguirle a usted ni a nadie la corriente de lo que se escribe. Tengo mi propio tiempo y mi propia secuencia. Hoy por ejemplo puso un artículo sobre el día de descanso y prometí en el mismo, si Dios me deja,(y aclaro a hora) poner una segunda parte mañana. Usted presiona para que yo haga conforme a lo que me exige. Así no se es en la vida, ni tampoco funciono yo. No cree usted? Aquí en este comentario usted ha perdido la postura, créeme, yo no voy hacer lo mismo. A mi entender usted odia a los testigos de Jehová, solo sabe escribir en contra de ellos y tratar de demostrar lo mucho que al parecer están equivocados. Si analiza algún tema solo hace comparaciones de textos contra la Traducción del Nuevo Mundo (Biblia que usamos los testigos de Jehová) No creo que esa sea una buena forma de predicar y ganar a algunos.
              Y como le prometí, si Dios me permite, escribiré un artículo titulado: ¿Ha visto algún hombre a Dios? Pero será cuando termine con el Día de descanso
              Pero tengo unas preguntas para usted:
              ¿Qué punto está tratando usted de establecer? ¿Qué doctrina quiere usted probar con estos recientes argumentos? En pocas palabras dele respuestas
              Nuevamente saludos

          • edo says:

            No me haz comprendido. Sabes, entré a un curso de locución, porque tengo ese problema, tiendo a ser malinterpretado cuando hablo o escribo.
            Tal vez el uso de signos de puntuación en los lugares inadecuados le dio esa impresión. Tómese su tiempo. Haga lo que crea mejor. Importante es que sepa que no odio a los Testigos de Jehová. Al contrario. Si no fuera de ese modo estaría realmente perdiendo mi tiempo haciendo estos comentarios con usted, y todo este conocimiento que he puesto en los artículos, que dicho sea de paso no salieron de ningún otra web sino que son elaborados por mi a base de los estudios hechos en la bibliografía de otros autores como Hugo Gambeta por ejemplo, y el uso de los textos en hebreo y griego con herramientas como la E-Sword 2010 y la Bibleworks 2009.
            Si hablo de esa forma de su biblia es porque a mi entender es una traducción incorrecta (es un problema de raíz, no tanto de traducción sino de raíz y me refiero a las adulteraciones de TODAS las Biblias que usan el texto de Westcott y Hort, como la TNM, la LBLA, la LB95, la NVI, y un largísimo ETC………..) en todo el amplio espectro de la palabra incorrecta. La TNM tiene algunas traducciones muy buenas de versículos específicos, pero también es una biblia que trata de ocultar lo evidente (a mi entender). No odio a los Testigos de Jehová, nunca los he odiado, de por sí de niño ellos trataron de predicar en mi casa y cuando mi familia no aceptaba sus visitas, yo leía sus publicaciones. Me gusta hablar de estos temas con ellos, pero nunca tienen una respuesta adecuada para ninguna de esas interrogantes. Usted es el primero que ha dado algunas con un poquito de lógica, pero aun así la mayor parte no llega a convencerme. Hay escollos que para mi en la TNM me parecen insuperables, como por ejemplo la contradicción que usted lee en mis comentarios anteriores referidas a Jacob y el Ángel de Jehová.
            Por eso mi insistencia. Si voy a entender su punto de vista para mí todo debe tener lógica. Si no tiene lógica o le falta para mi entonces es un gran escollo. Necesito una explicación que me ayude a razonar de forma tal que pueda comprender como piensan ustedes y esto armonice al menos con su propia Biblia.
            saludos y mis disculpas por el malentendido.

            • meschareth says:

              Mire le diré algo. Cuando usted abre la Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras (Con Referencias) de 1987 usted lee allí y cito: Una traducción revisada basada en la versión de 1984 en inglés, pero consultando fielmente los antiguos textos hebreo y griego —1987.
              Luego en su Prólogo se lee: “ES UNA gran responsabilidad traducir las Santas Escrituras de sus lenguas originales —el hebreo, el arameo y el griego— al habla moderna. Traducir las Santas Escrituras quiere decir verter a otro idioma los pensamientos y dichos de Jehová Dios, el Autor celestial de esta biblioteca sagrada de sesenta y seis libros que hombres santos de la antigüedad pusieron, por inspiración, en forma escrita para provecho de nosotros los que vivimos hoy[…] Ciertamente esta tarea impresiona por su seriedad. Los traductores de esta obra, que temen y aman al Autor Divino de las Santas Escrituras, sienten hacia Él la responsabilidad especial de transmitir Sus pensamientos y declaraciones con la mayor exactitud posible. También se sienten responsables ante los lectores anhelantes de conocimiento que dependen de una traducción de la Palabra inspirada del Dios Altísimo para su salvación eterna.” Y continua diciendo: “En 1969 el comité presentó una traducción interlineal, The Kingdom Interlinear Translation of the Greek Scriptures, que bajo cada línea del texto griego revisado por Westcott y Hort (reimpresión de 1948) interpola una traducción literal, palabra por palabra, al inglés.” De modo que, como una vez escribi en este Blog las Escrituras Griegas Cristianas estan basadas fundamentalmente en el texto griego revisado por Westcott y Hort (reimpresión de 1948). Sin embargo, también escribí: “El Comité de la Traducción del Nuevo Mundo consultó también otros textos griegos reconocidos, entre ellos el de Nestle (1948).” Antes había escrito que: “Las ediciones séptima, octava y novena de la Biblia Hebraica (1951-1955) han sido el texto fuente de la traducción al inglés de las Escrituras Hebreas de la Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras, cuya primera edición se publicó entre 1950 y 1960. Una nueva edición del texto hebreo, a saber, la Biblia Hebraica Stuttgartensia, se presentó en 1977. Esta edición se utilizó para actualizar la información del aparato crítico de la Traducción del Nuevo Mundo publicada en 1984.” Ósea que se usaron varias fuentes para lograr lo que se conoce hoy como Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras.
              Un dato interesante es que hasta ahora, en casi 20 años de servir a Jehová Dios, no me he encontrado ni una sola versión de la Biblia que invite mas a la investigación que la Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras. De hecho no he encontrado ninguna que posea toda la referencia y consulta investigativa que esta, la TNM con Referencias, tiene en su Apartado Introducción. Por favor le invito a que la vea por usted mismo y la escudriñe.
              Aquí le dejo una gran parte de esas OBRAS CONSULTADAS y los simbolitos que se le asignaron para reconocerlas por toda la Biblia TNM

              א (’Álef) Códice Sinaítico, gr., siglo IV E.C., Museo Británico, E.H., E.G.
              A Códice Alejandrino, gr., siglo V E.C., Museo Británico, E.H., E.G.
              ad Aid to Bible Understanding, Watch Tower Bible and Tract Society, Brooklyn, 1971.
              Al Códice de Alepo, heb., c. 930 E.C., Israel, E.H.
              Aq Traducción gr. de Aquila de las E.H., siglo II E.C.
              Arm Versión Armenia, siglos IV a XIII E.C.; E.H., E.G.
              B Ms Vaticano 1209, gr., siglo IV E.C., Ciudad del Vaticano, Roma, E.H., E.G.
              B 19A Véase Leningrado.
              Bauer A Greek-English Lexicon of the New Testament and Other Early Christian Literature, de W. Bauer, segunda ed. en inglés, por F. W. Gingrich y F. W. Danker, Chicago y Londres (1979).
              BDB Hebrew and English Lexicon of the Old Testament, por Brown, Driver y Briggs, Oxford, reimpresión de 1978.
              BHK Biblia Hebraica, por Kittel, Kahle, Alt y Eissfeldt, Privilegierte Württembergische Bibelanstalt, Stuttgart, ed. séptima a novena, 1951-1955, E.H.
              BHS Biblia Hebraica Stuttgartensia, por Elliger y Rudolph, Deutsche Bibelstiftung, Stuttgart, 1977, E.H.
              C Códice Ephraemi rescriptus, gr., siglo V E.C., París, E.H., E.G.
              Ca Códice de El Cairo, heb., 895 E.C., El Cairo, Egipto, E.H.
              D Códices de Beza, gr. y lat., siglos V y VI E.C., Cambridge, Inglaterra, E.G.
              Gins. Massoretico-Critical Text of the Hebrew Bible, por C. D. Ginsburg, Londres, 1926.
              Gins.Int Introduction to the Massoretico-Critical Edition of the Hebrew Bible, por C. D. Ginsburg, Ktav Publishing House, Nueva York, reimpresión de 1966.
              Gins.Mas The Massorah, por C. D. Ginsburg, Ktav Publishing House, Nueva York, reimpresión de 1975.
              GK Gesenius’ Hebrew Grammar, por E. Kautzsch y A. E. Cowley, Oxford, Inglaterra (1910).
              Int The Kingdom Interlinear Translation of the Greek Scriptures, Watch Tower Bible and Tract Society, Brooklyn, 1985, una traducción palabra por palabra del griego al inglés.
              It Antiguas versiones latinas, Ítala, siglos II al IV E.C.; E.H., E.G.
              J1 Mateo, heb., publicado por J. du Tillet, con una traducción lat. por J. Mercier, París, 1555.
              J2 Mateo, heb., incorporado como capítulo separado en ’É•ven bó•chan [“Piedra Probada”], de Shem-Tob ben Isaac Ibn Shaprut, 1385. Mss de los siglos XVI y XVII, Jewish Theological Seminary, Nueva York.
              J3 Mateo y Hebreos, heb. y lat., por Sebastian Münster, Basilea, 1537 y 1557 respectivamente.
              J4 Mateo, heb., por J. Quinquarboreus, París, 1551.
              J5 Evangelios litúrgicos, heb., por F. Petri, Wittemberg, 1573.
              J6 Evangelios litúrgicos, en alemán, lat., gr. y heb., por Johann Clajus, Leipzig, 1576.
              J7 Escrituras Griegas Cristianas en 12 idiomas, entre ellos heb., por Elias Hutter, Nuremberg, 1599.
              J8 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por William Robertson, Londres, 1661.
              J9 Evangelios, heb. y lat., por Giovanni Battista Jona, Roma, 1668.
              J10 The New Testament […] in Hebrew and English, por Richard Caddick, tomos I-III, de Mateo a 1 Corintios, Londres, 1798-1805.
              J11 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por Thomas Fry y otros, Londres, 1817.
              J12 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por William Greenfield, Londres, 1831.
              J13 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por A. McCaul, M. S. Alexander, J. C. Reichardt y S. Hoga, Londres, 1838.
              J14 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por J. C. Reichardt, Londres, 1846.
              J15 Lucas, Hechos, Romanos y Hebreos, heb., por J. H. R. Biesenthal, Berlín, 1855, 1867, 1853 y 1858 respectivamente.
              J16 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por J. C. Reichardt y J. H. R. Biesenthal, Londres, 1866.
              J17 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por Franz Delitzsch, Londres, ed. de 1981.
              J18 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por Isaac Salkinson y C. D. Ginsburg, Londres.
              J19 Juan, heb., por Moshe I. Ben Maeir, Denver, Colorado, 1957.
              J20 A Concordance to the Greek Testament, por W. F. Moulton y A. S. Geden, cuarta ed., Edimburgo, 1963.
              J21 The Emphatic Diaglott (interlineal griego-inglés), por Benjamin Wilson, Nueva York, 1864, reimpresión por Watch Tower Bible and Tract Society, Brooklyn, 1942.
              J22 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por United Bible Societies, Jerusalén, 1979.
              J23 Escrituras Griegas Cristianas, heb., por J. Bauchet, Roma, 1975.
              J24 A Literal Translation of the New Testament […] From the Text of the Vatican Manuscript, por Herman Heinfetter, Londres, 1863.
              J25 St. Paul’s Epistle to the Romans, por W. G. Rutherford, Londres, 1900.
              J26 Salmos y Mateo 1:1–3:6, heb., por Anton Margaritha, Leipzig, 1533.
              J27 Die heilige Schrift des neuen Testaments, por Dominik von Brentano, tercera ed., Viena y Praga, 1796.
              J28 The New Covenant Commonly Called The New Testament—Peshitta Aramaic Text With a Hebrew Translation, publicado por The Bible Society, Jerusalén, 1986.
              JTS Journal of Theological Studies, Clarendon, Oxford.
              KB Lexicon in Veteris Testamenti Libros, por L. Koehler y W. Baumgartner, Leiden, Países Bajos, 1953.
              KB3 Hebräisches und Aramäisches Lexikon zum Alten Testament, por W. Baumgartner, tercera ed., Leiden, Países Bajos, 1967 —.
              Leningrado Códice de Leningrado B 19A, heb., 1008 E.C., E.H., Biblioteca Pública Estatal Saltykov-Shchedrin, Leningrado, U.R.S.S.
              LSJ A Greek-English Lexicon, de H. Liddell y R. Scott, revisado por H. S. Jones, Oxford, 1968.
              LXX Septuaginta (Versión de los Setenta), gr., originalmente producida en los siglos III y II a.E.C., E.H. (A. Rahlfs, Deutsche Bibelgesellschaft, Stuttgart, 1935).
              LXXא Véase א.
              LXXA Véase A.
              LXXB Véase B.
              LXXBagster Septuaginta (con una traducción en inglés de sir Lancelot Brenton, S. Bagster & Sons, Londres, 1851).
              LXXL Septuaginta (P. de Lagarde, Göttingen, Alemania, 1883).
              LXXThomson Septuaginta, traducida por C. Thomson, ed. Pells, Londres, 1904.
              M Texto masorético hebreo encontrado en el Códice de Leningrado B 19A, conforme se presenta en BHK y BHS.
              Nestle-Aland Novum Testamentum Graece, 26.a ed., Stuttgart, 1979.
              NM Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras, Watch Tower Bible and Tract Society, Brooklyn, revisión de 1987.
              P45 Papiro Chester Beatty 1, gr., siglo III E.C., Dublín, E.G.
              P46 Papiro Chester Beatty 2, gr., c. 200 E.C., Dublín, Ann Arbor, Michigan, E.U.A., E.G.
              P47 Papiro Chester Beatty 3, gr., siglo III E.C., Dublín, E.G.
              P66 Papiro Bodmer 2, gr., c. 200 E.C., Ginebra, E.G.
              P74 Papiro Bodmer 17, gr., siglo VII E.C., Ginebra, E.G.
              P75 Papiro Bodmer 14, 15, gr., c. 200 E.C., Ginebra, E.G.
              1QIsa El Rollo del Mar Muerto de Isaías, Jerusalén, encontrado en 1947 en la Cueva Núm. 1 de Qumrán.
              Sam Pentateuco samaritano, originalmente producido alrededor del siglo IV a.E.C. (Ediciones: Biblia Polyglotta, por Brian Walton, Londres, tomo I, 1657; Der hebräische Pentateuch der Samaritaner, por A. von Gall, 1914-1918 [reimpreso en Berlín, 1963]).
              si-S “Toda Escritura es inspirada de Dios y provechosa”, Watch Tower Bible and Tract Society, Brooklyn, 1968.
              Sn Hebrew Old Testament, por N. H. Snaith, Israel, 1970.
              Sy, Syp Peshitta siríaca, aram. cristiana, originalmente producida en el siglo V E.C. (editada por S. Lee, Londres, 1826, y reimpresa por United Bible Societies, 1979).
              Syc Siríaca Curetoniana, originalmente producida en el siglo V (Edición: The Curetonian Version of the Four Gospels, por F. Crawford Burkitt, tomo I, Cambridge, Inglaterra, 1904).
              Syh Versión siríaca Filoxeniana-Harclense, siglos VI y VII E.C.; E.G.
              Syhi Versión de Jerusalén (Jerosolimitana), siríaco antiguo, siglo VI E.C.; E.G.
              Sys Códice Sinaítico siríaco, siglos IV y V E.C., Evangelios.
              Sym Traducción griega de las E.H., de Símaco, c. 200 E.C.
              T Targumes, paráfrasis aram. de partes de las E.H.
              TJ Targum de Jonatán, Targum de Jerusalén I (Pseudo-Jonatán) y Targum de Jerusalén II (Targum Fragmentario).
              TO Targum de Onkelos (Targum Babilónico), Pentateuco.
              TP Targum Palestinense, Ciudad del Vaticano, Roma, Pentateuco.
              TDOT Theological Dictionary of the Old Testament (ed. en inglés), Eerdmans Publishing Company, Grand Rapids, E.U.A., 1974 —.
              TDNT Theological Dictionary of the New Testament (ed. en inglés), Eerdmans Publishing Company, Grand Rapids, E.U.A., 1964-1976.
              Th Traducción griega de las E.H., de Teodoción, siglo II E.C.
              TR Textus Receptus (Texto Recibido) de las E.G., por R. Stephanus, 1550.
              UBS The Greek New Testament, por United Bible Societies, 3.a ed., 1975.
              Vg Vulgata latina, de Jerónimo, originalmente producida c. 400 E.C. (Iuxta Vulgatam Versionem, Württembergische Bibelanstalt, Stuttgart, 1975).
              Vgc Vulgata latina, recensión clementina (S. Bagster & Sons, Londres, 1977).
              Vgs Vulgata latina, recensión sixtina, 1590.
              Vgww Novum Testamentum Latine secundum editionem Sancti Hieronymi ad Codicum Manuscriptorum Fidem, por J. Wordsworth y H. J. White, Oxford, 1911.
              VT Vetus Testamentum, E. J. Brill, Leiden, Países Bajos.
              W Evangelios de Freer, siglo V E.C., Washington, D.C.
              WH The New Testament in the Original Greek, por Westcott y Hort, ed. de 1948 (reimpreso en Int).
              ZorellGr Lexicon Graecum Novi Testamenti, tercera ed., por F. Zorell, París, 1961.
              ZorellHeb Lexicon Hebraicum et Aramaicum Veteris Testamenti, por F. Zorell, Roma, 1968.
              * Lectura según la mano original (primera) de un manuscrito griego.
              c Lectura según algún corrector de un manuscrito griego.
              ABREVIATURAS: Aparte de las correspondientes a los nombres de los libros de la Biblia, también se emplean las siguientes abreviaturas.
              a.E.C. - antes de la era común
              Ap. - Apéndice
              aram. - arameo, a y pl.
              c. - circa, alrededor de
              cap. - capítulo
              col. - columna
              E.C. - era común
              ed. - edición o ediciones
              E.G. - Escrituras Griegas
              E.H. - Escrituras Hebreas
              Enc - encabezamiento
              etc. - etcétera
              E.U.A. - Estados Unidos de América
              fem. - femenino, a y pl.
              gr. - griego, a y pl.
              heb. - hebreo, a y pl.
              lat. - latín, latino, a y pl.
              lit. - literalmente
              masc. - masculino, a y pl.
              ms; mss - manuscrito(s) (también mss)
              n; nn - nota(s)
              núm. - número
              p.; pp. - página(s)
              párr. - párrafo
              p. ej. - por ejemplo
              pl. - plural(es)
              s; ss - y siguiente(s)
              sec. - sección
              sing. - singular
              sir. - siríaco, a y pl.
              U.R.S.S. - Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas
              v.; vv. - versículo(s)
              vol. - volumen (de publicación periódica)
              (Usadas para singular y plural)
              cm - centímetro
              g - gramo
              gal. - galón (E.U.A.)
              kg - kilogramo
              km - kilómetro
              L - litro
              lb. a. - libra avoirdupois
              m - metro
              mi. - milla
              oz. a. - onza avoirdupois
              oz. t. - onza troy
              pt. - pinta (E.U.A.)
              pt. á. - pinta para áridos (E.U.A.)
              pul. - pulgada
              qt. - cuarto de galón (E.U.A.)
              qt. á. - cuarto para áridos (E.U.A.)
              CONCLUSIÓN
              La profusión de referencias marginales e información técnica en esta edición revisada de 1987 de la Traducción del Nuevo Mundo ayuda a comprender cómo los 66 libros de la Biblia constituyen un conjunto inspirado bien entretejido que proporciona la estructura del “lenguaje puro” de la verdad. (Sofonías 3:9.) Gracias a este estudio profundo, se les pueden abrir nuevos horizontes de entendimiento bíblico a los que realmente ‘tiemblan’ ante la Santa Palabra de Jehová. (Isaías 66:2, 5.) Nuestro deseo es que el uso exhaustivo de las diversas características de esta edición de las Santas Escrituras ayude al lector a obtener un conocimiento exacto de la verdad y a ver con mayor claridad que “la palabra de Dios es viva, y ejerce poder”. (Hebreos 4:12.) En verdad, felices son los que continuamente banquetean en la abundante mesa espiritual de Jehová por medio de su Palabra viva, la Biblia. (Mateo 5:3.)
              Esta honradez y transparencia junto con el lenguaje y la claridad con que se trasmite el mensaje divino hacen a la Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras para mí y para más de 8 millones de Testigos Cristianos de Jehová por todo el mundo, la mejor Biblia que se ha producido sobre la Tierra. Pero más importante aún, nos permite creer que el mensaje divino se nos ha entregado sin mañas ni escollos, sino con espíritu y con verdad. Y no obstante, estamos conscientes que si Jehová Dios lo estima y quiere aparecerán, tal como ha aparecido, documentos que pudieran, quizás, arrojar más luz en determinados textos de las Santas Escrituras.
              A todos los lectores y a usted discúlpenme por lo extenso de este comentario.
              Saludos nuevamente

  3. edo says:

    a esto quiero sumarle que cuando usted dice en la traducción NM que Jesús era un dios entonces aun cuando sea un dios menor contradice al segundo mandam9iento ademas que hay del texto que tanto defienden ustedes que dice que antes de el no había ningún dios y después de el no habrá ningún otro. Eso contradice totalmente la biblia

    • edo says:

      corrección el segundo mandamiento no, el primero. No tendrás dioses ajenos delante de mi. Diciendo eso te vuelves politeista.

      • meschareth says:

        Que Jesús sea “un dios” esta en completa armonía con toda la Biblia. Usted toma las cosas aisladas y continua interpretando aisladamente este asunto. Primero, por favor, trate de entender lo que le he respondido en mi último comentario: Enviado el 28/05/2015 a las 1:28 pm

        En cuanto a Isaías 43:10 ¿Qué hay de mal con esas palabras de Jehová Dios? Usted debe entender que significan esas palabras en toda su amplitud ¿O No?
        Yo le explico
        Jehová es “un Dios que exige devoción exclusiva.” (Exodos 20:5)
        “Aunque hay aquellos que son llamados ‘dioses’, sea en el cielo o en la tierra, así como hay muchos ‘dioses’ y muchos ‘señores’, realmente para nosotros hay un solo Dios el Padre.” (1Co 8:5, 6.) Jehová es el Dios Todopoderoso, el único Dios verdadero y quien con todo derecho exige devoción exclusiva. (Éx 20:5.) Sus siervos no deben permitir que otras personas ocupen en su corazón y acciones el lugar que le corresponde a Dios. Asimismo, Él requiere que sus adoradores le adoren con espíritu y con verdad. (Jn 4:24.) Es el único por el que deben sentir reverencia respetuosa. (Isa 8:13; Heb 12:28, 29.)
        Entre los otros poderosos a los que se llama “dioses” en la Biblia está Jesucristo, quien es “el dios unigénito”. No obstante, él mismo fue claro al decir: “Es a Jehová tu Dios a quien tienes que adorar, y es solo a él a quien tienes que rendir servicio sagrado”. Jesús estaba citando de las Escrituras hebreas(viejo Testamenteo para muchos); por tanto ahi estaba el nombre personal de Dios o Tetragrámaton [יהוה, YHWH]. (Jn 1:18; Lu 4:8; Dt 10:20.) Los ángeles son “los que tienen parecido a Dios”, pero uno de ellos impidió que Juan le adorase, diciéndole: “¡Ten cuidado! ¡No hagas eso! […] Adora a Dios”. (Sl 8:5; Heb 2:7; Rev 19:10.) A los hombres poderosos de los hebreos se les llamaba “dioses” (Sl 82:1-7); pero Dios no se había propuesto que ningún hombre recibiese adoración. Cuando Cornelio empezó a rendir homenaje a Pedro, el apóstol le detuvo con las palabras: “Levántate; yo mismo también soy hombre”. (Hch 10:25, 26.) Ciertamente, no deben adorarse los dioses falsos que los hombres han inventado y formado a través de los siglos desde la rebelión en Edén. La ley mosaica da una advertencia enérgica en contra de abandonar a Jehová para volverse a esos dioses falsos. (Éx 20:3-5.) Jehová, el Dios verdadero, no tolerará indefinidamente la rivalidad de los dioses falsos que nada valen. (Jer 10:10, 11.)
        Después del reinado milenario de Cristo, durante el que reducirá a la nada toda autoridad y poder en oposición a Dios, Cristo le entregará el reino a su Dios y Padre, Jehová, quien entonces llegará a ser “todas las cosas para con todos”. (Ro 8:33; 1Co 15:23-28.) Con el tiempo, todos los vivientes reconocerán la soberanía de Dios y alabarán su nombre constantemente. (Sl 150; Flp 2:9-11; Rev 21:22-27)

  4. siervodeCristo says:

    FILIPENSES 2:6: “Igual a Dios

    “Cada uno debe velar no sólo por sus propios intereses sino también por los intereses de los demás. La actitud de ustedes debe ser como la de Cristo Jesús, quien, siendo [uparcw—huparcho]por naturaleza [morfh—morphe]Dios, no consideró el ser igual a Dios como algo a qué aferrarse [arpazw —harpazo]. Por el contrario, se rebajó voluntariamente, tomando la naturaleza de siervo y haciéndose semejante a los seres humanos.” —Filipenses 2:4-7,Nueva Versión Internacional

    En la respuesta de la Sociedad Watchtower a Filipenses 2:6, ellos pasan por alto la primera mitad de este versículo el cual habla de que Cristo tiene la naturaleza de Dios, y ellos se enfocan en la segunda parte del versículo que declara que Cristo no buscó “aferrarse” a la igualdad con Dios. Ellos concluyen que Filipenses 2:6 está enseñando que Cristo no es igual en naturaleza a Dios el Padre. (¿Debería creer usted en la Trinidad?, pp. 25-26)

    “SIENDO POR NATURALEZA DIOS”: 3 CONCEPTOS PARA TOMAR EN CUENTA:

    1. La palabra griega traducida “siendo” (huparcho) está en el tiempo presente y por lo tanto implica la idea de una existencia continua como Dios.referencia.

    2. La palabra griega traducida “naturaleza”(morphe) es única, en que sólo es usada dos veces en el Nuevo Testamento y en ambos casos, sólo de Cristo. El Diccionario expositivo de palabras del Antiguo y del Nuevo Testamento exhaustivo de Vine ofrece las siguientes ideas con respecto a esta palabra:

    morfe…se usa con un significado particular en el NT, solo de Cristo, en Fil. 2.6, 7, en las frases ‘siendo en forma de Dios’ y ‘tomando forma de siervo’. Una excelente definición de esta palabra es la dada por Gifford: ‘morfe es así propiamente la naturaleza o esencia, no en abstracto, sino tal como subsiste realmente en el individuo, y retenida en tanto que el individuo mismo existe…’ Así, en el pasaje ante nosotros morfe Theou es la naturaleza divina real e inseparablemente subsistente en la persona de Cristo. Para la interpretación de “la forma de Dios” es suficiente decir que: (1) incluye toda la naturaleza y esencia de la Deidad, y que es inseparable de ella, ya que no podrían tener existencia real sin ella; y (2) que no incluye en sí misma nada “accidental” o separable, tal como modos particulares de manifestación, ni condiciones de gloria o majestad, que pueden en un momento estar junto con la “forma”, y en otro momento separados de ella…El verdadero significado de morfe en la expresión “forma de Dios” queda confirmada por su repetición en la frase correspondiente, “forma de siervo”. Se admite universalmente que las dos frases son directamente antitéticas, y que por ello “forma” tiene que tener el mismo sentido en ambas’(Gifford, The Incarnation, pp. 16, 19, 39).”—Diccionario Expositivo de Palabras del Antiguo y del Nuevo Testamento Exhaustivo de Vine

    De la misma manera en que Cristo posee la “naturaleza” de un hombre y, como resultado, es considerado un ser humano completo (no una criatura que es mitad hombre y mitad divino), Jesús posee la “naturaleza” de Dios y por lo tanto es considerado ser completamente Divino como el Dios infinito.

    3. Mientras es verdad que en la encarnación, Cristo no buscó alcanzar (arpazw—harpazo) igualdad con Dios, esto no contradice de ninguna manera el hecho de que Cristo, en su naturaleza Divina, es igual a Dios el Padre. Un análisis del contexto de Filipenses 2:6 revela que Pablo está exhortando a los cristianos a dar sus vidas humildemente en sacrificio por los hermanos. Es en este contexto de humildad que Pablo usa el ejemplo de Cristo quien, aunque existía eternamente en la naturaleza de Dios, se despojó de la igualdad que Él posee con el Padre para poder dar su vida por nosotros. Si Cristo no poseyese esta igualdad con el Padre antes de la encarnación, el ejemplo completo sería destruido. El no tratar de exaltarse a uno mismo y hacerse igual con Dios no es precisamente un ejemplo realista de humildad.

    referencia. The New Englishman’s Greek Concordance And Lexicon, (La nueva concordancia y léxico griego de Englishman) por Jay P. Green, Sr., 1982 (Hendrickson Publishers, Peabody, MS), p. 883 (Traducido del inglés)

    • meschareth says:

      Filipenses 2:5, 6:
      Versión Reina-Valera (1960) dice: “Haya, pues, en vosotros este sentir que hubo también en Cristo Jesús: El cual, siendo en forma de Dios, no tuvo por usurpación ser igual á Dios”. Versión Moderna dice: “no estimó el ser igual a Dios como cosa a que debía aferrarse”. Sin embargo, en Nuevo Mundo la parte final de este pasaje dice: “quien, aunque existía en la forma de Dios, no dio consideración a un arrebatamiento [griego: har·pag·monʹ], a saber, que debiera ser igual a Dios”.
      ¿Cuál idea concuerda con el contexto?
      El versículo 5 aconseja a los cristianos que imiten a Cristo en el asunto que se está considerando. ¿Pudiera instárseles a no pensar que fuera una “usurpación”, sino su derecho, ‘ser iguales a Dios’? ¡Por supuesto que no! Sin embargo, pueden imitar al que “no dio consideración a un arrebatamiento, a saber, que debiera ser igual a Dios”. (Compárese con Génesis 3:5.) Una traducción de esa índole también está de acuerdo con Jesucristo mismo, quien dijo: “El Padre es mayor que yo”. (Juan 14:28.)
      The Expositor’s Greek Testament dice: “No podemos hallar ningún pasaje en el que [har·paʹzo] o alguna de sus formas derivadas [incluso har·pag·monʹ] tenga el sentido de ‘mantener en posesión’ o ‘retener’. Parece que significa, de manera invariable, ‘apoderarse de’, ‘arrebatar violentamente’. Por consiguiente, no es permisible deslizarse del verdadero sentido de ‘intento de agarrar’ a uno que es totalmente diferente: ‘adherirse a’” (Grand Rapids, Michigan; 1967, edición dirigida por W. Robertson Nicoll, tomo III, págs. 436, 437).

      Saludos.
      Este comentario ha sido tomado del libro Razonamiento a partir de las Escrituras editado por la Sociedad Watchtower de los testigos de Jehová

      • siervodeCristo says:

        Tal parece que usted no se leyó bien lo referente a “SIENDO POR NATURALEZA DIOS”: 3 CONCEPTOS PARA TOMAR EN CUENTA:”

        Léalo inteligentemente.

        Jesús no tenía que asirse ávidamente de la igualdad porque ya la tenía, porque Jesús “Siendo en la forma de Dios” es decir “Aunque era Dios” le guste a usted o no le guste. Te estás centrando en la parte “igual a Dios” para entender el pasaje y no en la parte “Siendo en la forma de Dios”.

        Saludos

    • meschareth says:

      EN FILIPENSES 2:6 la versión católica Scío de San Miguel [Scío] dice de Jesús: “Que siendo en forma de Dios, no tuvo por usurpación el ser él igual a Dios”. La Versión Reina-Valera de 1904 dice: “El cual siendo en forma de Dios, no tuvo por rapiña ser igual a Dios”. Algunos todavía usan versiones que presentan lecturas semejantes para apoyar la idea de que Jesús era igual a Dios. Pero note cómo vierten otras traducciones ese versículo:
      1869: “quien, estando en la forma de Dios, no consideró como para procurarse ávidamente el estar en igualdad con Dios” (The New Testament, por G. R. Noyes).
      1965: “Él —¡en verdad de naturaleza divina!— nunca desplegó confianza en sí mismo haciéndose igual a Dios” (Das Neue Testament, edición revisada, por Friedrich Pfäfflin).
      1968: “quien, aunque estaba en la forma de Dios, no consideró que debería hacer suyo ávidamente el ser igual a Dios” (La Bibbia Concordata).
      1972: “quien, a pesar de tener la forma de Dios, no reputó como botín (codiciable) ser igual a Dios” (Versión Nácar-Colunga).
      1976: “Él siempre tuvo la naturaleza de Dios, pero no pensó que por fuerza debería tratar de llegar a ser igual a Dios” (Today’s English Version).
      1985: “Quien, estando en la forma de Dios, no consideró la igualdad con Dios algo que debería asir ávidamente” (The New Jerusalem Bible).
      1987: “quien, aunque existía en la forma de Dios, no dio consideración a una usurpación, a saber, que debiera ser igual a Dios” (Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras).
      Sin embargo, algunos alegan que aun estas versiones más exactas dan a entender que 1) Jesús ya tenía igualdad, pero no quería retenerla, o que 2) no tenía que asirse ávidamente de la igualdad porque ya la tenía.

      A este respecto, Ralph Martin, en The Epistle of Paul to the Philippians (La epístola de Pablo a los Filipenses), dice sobre el griego original: “Sin embargo, es cuestionable el que el sentido del verbo pueda deslizarse de su verdadero significado de ‘apoderarse de’, ‘arrebatar violentamente’ al de ‘tener firmemente asido’”. The Expositor’s Greek Testament (El Testamento Griego del expositor) dice también: “No podemos hallar ningún pasaje en que ἁρπάζω [har·pá·zo] o alguna derivación suya tenga el sentido de ‘tener en posesión’ o ‘retener’. Parece que significa invariablemente ‘apoderarse de’, ‘arrebatar violentamente’. Por eso, no es permisible deslizarse del verdadero sentido de ‘asir ávidamente’ a uno que es totalmente diferente: ‘tener firmemente asido’”.

      Por lo anterior es patente que los traductores de versiones como la Scío y la Valera doblan las reglas para apoyar fines trinitarios. Lejos de decir que Jesús pensó que era apropiado ser igual a Dios, lo que dice en griego en Filipenses 2:6, cuando se lee objetivamente, muestra precisamente lo contrario, que Jesús no pensó que fuera apropiado.
      El contexto de los versículos circundantes (3-5, 7, 8, Scío) aclara cómo debe entenderse el versículo 6. A los Filipenses se les aconsejó: “Humildad, teniendo cada uno por superiores á los otros”. Entonces Pablo emplea a Cristo como el ejemplo sobresaliente de esta actitud: “Y el mismo sentimiento haya en vosotros, que hubo también en Jesucristo”. ¿Qué “sentimiento”? ¿El de ‘no tener por usurpación ser igual a Dios’? No, ¡eso sería precisamente lo contrario del punto que se comunica! Más bien, Jesús, quien ‘tuvo a Dios como su superior’, nunca ‘asiría ávidamente la igualdad con Dios’; en vez de eso, “se humilló a sí mismo, hecho obediente hasta la muerte”.
      Sin duda, eso no puede estar refiriéndose a ninguna parte del Dios Todopoderoso. Se refería a Jesucristo, quien sirvió perfectamente para ilustrar el punto de Pablo aquí, a saber, la importancia de la humildad y de desplegar obediencia al Superior y Creador de uno, Jehová Dios.
      Saludos
      Este comentario ha sido tomado del folleto ¿Debería creer usted en la Trinidad? pags. 25, 26 editado por la Sociedad Watchtower de los testigos de Jehová

      • siervodeCristo says:

        Más bien, Jesús, quien ‘tuvo a Dios como su superior’, nunca ‘asiría ávidamente la igualdad con Dios’; en vez de eso, “se humilló a sí mismo, hecho obediente hasta la muerte”.

        No sé de donde usted saca ‘tuvo a Dios como su superior’ eso no es lo mismo que ‘siendo en forma de Dios‘ , usted no debe acomodar las escrituras para apoyar su punto doctrinal que Jesús es inferior al Padre en sustancia y naturaleza divina, lo cual es incorrecto a la luz de la frase ‘siendo en forma de Dios‘.

        Saludos

        • meschareth says:

          No pero si yo no acomodo la Escritura, yo solo digo y pido:
          Cualquier afirmación de que Jesús sea Dios Todopoderoso debe de estar en total armonía con el resto de las Escrituras.

          Por ejemplo, cundo usamos Filipenses 2:6.,7 independientemente que lo leamos en griego antiguo, o en cualquier idioma traducido, sin importar que versión de la Biblia usemos; la explicación que demos tiene que concordar con el resto de las Escrituras. Y no solo Filipenses 2:6,7, esto es aplicable a todo otro texto de la Biblia que por su escritura pueda prestarse [a una interpretación] a favor de esta doctrina anti-bíblica y pagana.

          Por ejemplo:

          Juan 14:28 Ahí Jesús dijo que su Padre era mayor que él. ¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?
          Juan 20:17 Ahí Jesús ya resucitado hablo de ‘Su Dios y de Su Padre’ ¿Quién es este Dios y este Padre de Jesús?¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?
          Efesios 1:17 Ahí el apóstol habla del Dios de Jesucristo. ¿Quién es este Dios? ¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?
          1 Corintios 11:3 Ahí Pablo dice que Dios es la cabeza de Cristo. hablando de la autoridad que Dios tiene por encima de Cristo, así como Cristo la tiene por encima del hombre y el hombre por encima de la mujer. ¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?
          1 Corintios 15:27,28 Dios le sujeto a Cristo resucitado en el cielo todas las cosas. Pero el apóstol dice que Dios no fue sujetado a Cristo. Y añade que cuando todo se haya llevado a cabo el propio Hijo(Jesús) se sujeta a Dios, para que Dios sea todo en todas las cosas. ¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?

          Podría estar aquí señalando mas textos para ordenar este asunto a la manera de Dios y no de los hombres. Por el momento creo que es suficiente.

          Saludos nuevamente

          • siervodeCristo says:

            Buenas tardes,

            Usted dice:
            Cualquier afirmación de que Jesús sea Dios Todopoderoso debe de estar en total armonía con el resto de las Escrituras.

            Bueno, empecemos por este tema. Vayamos al AT. Isaías 9:6 contiene una profecía mesiánica: Porque un niño nos ha nacido, un hijo se nos ha dado; y el regir principesco vendrá a estar sobre su hombro. Y por nombre se le llamará Maravilloso Consejero, Dios Poderoso, Padre Eterno, Príncipe de Paz. (Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras).

            Sobre este pasaje, la publicación de la WT llamada “Perspicacia para comprender las Escrituras”, bajo el tópico “Jesucristo”, comenta:

            “La profecía mesiánica de Isaías 9:6 predijo que se le llamaría “Dios Poderoso”, aunque no el Dios Todopoderoso, y que sería el “Padre Eterno” de todos aquellos que tuvieran el privilegio de vivir bajo su gobernación.” (énfasis añadido)

            Aunque es cierto que Isaías no llama a Jesús “Dios Todopoderoso”, también es cierto que tampoco lo hace con Jehová. En ningún lugar en el libro de Isaías se utiliza el titulo “Todopoderoso” en referencia a Dios (*). Cabe entonces analizar el texto en el idioma en que fue escrito para ver con mas claridad cómo Isaías conecta al Padre y al Hijo:

            Las palabras hebreas utilizadas que se traducen “Dios Poderoso” son אֵל (El) גִּבֹּר (Gibbor). Esto resulta sumamente interesante por el hecho de que mas adelante en el capitulo 10 verso 21, Isaías dice de Jehová lo siguiente:

            Un simple resto volverá, el resto de Jacob, al Dios Poderoso. (Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras).

            Por lo cual podemos concluir que el profeta Isaías utiliza la misma frase “Dios Poderoso” [ אֵל (El) גִּבֹּר (Gibbor) ] para referirse al Mesias y a Dios, sin distinción. Isaías llama al Hijo de la misma forma que llama al Padre.

            *Nota: Si se lee Isaías 13:6 donde dice “Todopoderoso” (Shadai, en hebreo שׁדי ) pareciera que la afirmación anterior no tiene sustento. Lo que se quiso decir es que Isaías no utiliza “Todopoderoso” ( Shadai, en hebreo שׁדי ) conjuntamente con Dios ( El, en hebreo אֵל ) como es el caso de Genesis 17:1 donde dice “Dios Todopoderoso” [ אֵל (El) שׁדי (Shadai) ] .

            Saludos

            • meschareth says:

              Saludos.
              Su afirmación es FALSA totalmente.Pero principalmente lo que usted dice de que el profeta Isaías nunca llama o alude a Jehová Dios como el Todopoderoso . Leamos en Isaías 13:6, que usted cita para salvar su comentario de una crítica como esta. Allí dice: “Aullad, porque cerca está el día de Jehová; vendrá como asolamiento del Todopoderoso.”–Versión Reina-Valera 1960. Y no es pecisamente como usted habla que se usa. Ahi el Profeta lanza una advertencia clara sobre el Día de Jehová, el Día que viene de parte del Todopoderoso. Ojo con lo que escribe. La palabra hebrea Schad·dái y su homólogo griego Pan·to·krá·tōr solo aplican y estan directamente relacionadas con Jehová Dios, el Dios y Padre de nuestro señor Jesucristo.

              • siervodeCristo says:

                Buenos días

                Tal parece que usted no analizó con profundidad mi comentario. Mi afirmación “En ningún lugar en el libro de Isaías se utiliza el titulo “Todopoderoso” en referencia a Dios (*) ” está condicionada por la nota al pie del comentario(*Nota). Léala nuevamente. La nota NO dice ni trata de explicar que a Jehová no se le llame “Todopoderoso” ( Shadai) y yo concuerdo con usted en que La palabra hebrea Shadai (que significa “Todopoderoso”) se aplica y esta directamente relacionada con Jehova”.
                Y cito parte de la nota nuevamente para aclararle:
                Lo que se quiso decir es que Isaías no utiliza “Todopoderoso” ( Shadai, en hebreo שׁדי ) conjuntamente con Dios ( El, en hebreo אֵל ) como es el caso de Genesis 17:1 donde dice “Dios Todopoderoso” [ אֵל (El) שׁדי (Shadai) ] .
                Concluyo este comentario diciendo que:
                Una simple mirada al contexto inmediato y al sentido común nos dice que de quien el profeta habla aquí es de Jehová. Aquí las palabras hebreas, en efecto, son אֵל (El) גִּבֹּר (Gibbor), las mismas que se utilizan con Cristo en 9:6. Note usted que ni en 9:6 ni en 10:21 se hace uso del articulo (un) en el hebreo. ¿Quiere decir esto que Jehová no sea Todopoderoso (según el razonamiento de la Watch Tower)? De ninguna manera. Lo que esto nos dice es que Isaías tampoco veía distinción o diferencia entre el Padre y el Hijo.

                Saludos.

                • meschareth says:

                  Al usar usted el anterior argumento y concluir con la oración: “Lo que esto nos dice es que Isaías tampoco veía distinción o diferencia entre el Padre y el Hijo.” Esta dando a suponer(interpretando sus palabras) que Isaías cree que el hijo nacido o dado es el mismo Dios Jehová. Sin embargo usted sabe perfectamente que eso no es así y que su argumento es insostenible. Pues de otra forma, daría paso para decir que Jesús es sus propios apóstoles.
                  Vea el comentario hecho arriba: http://nuevomundo.cubava.cu/2015/05/28/la-trinidad-una-doctrina-de-la-biblia-parte-vi-y-final/#comment-194
                  A Jesús se le llamo apóstol tal como a cada uno de sus 12 fieles discípulos se les llamo apóstol también.(Hebreo 3;1 compare con Mateo 10:2)

            • meschareth says:

              Es cierto que en Isaías 10:21 se llama “Dios poderoso” a Jehová, como se llama a Jesús en Isaías 9:6. Aún así, ¿prueba esto que tengan que ser la misma persona? NO, nuevamente la respuesta es NO. Pues solo a Jehová se le llama “Dios Todopoderoso”.(Gén. 17:1; vea también Isaías 13:6) Pero además, tomemos un caso de la Biblia. A los 12 fieles seguidores de Jesús se les llamaba a cada uno de ellos “apóstol”. ¿No es cierto? Sin embargo, a Jesús también se le llama “apóstol”, entonces, tendríamos que sacar la conclusión que ellos y su Maestro son la misma persona en una deidad. Claro que NO. Porque eso no prueba que sean la misma persona ni que sean de igual rango o nivel, ¿verdad? (Heb. 3:1.)

              • siervodeCristo says:

                Buenas tardes,

                Por su comentario del 10 julio, 2015 en 5:35 pm
                me doy cuenta que usted no conoce el significado de Trinidad, al menos tal como es definida históricamente. Por lo que es comprensible su respuesta. Si usted va a exponer argumentos sólidos en contra de la creencia en la Trinidad, estos deben aludir a la doctrina de la Trinidad tal como esta es, para que usted pueda contradecir esa enseñanza que usted cree que es falsa. Puede leerse el Credo de Atanasio ( http://es.wikipedia.org/wiki/Credo_de_Atanasio), el cual define con mayor claridad la perspectiva histórica de la Trinidad. Y así usted puede refutar la Trinidad una vez que conozca de ella, aunque usted no crea en esta enseñanza.

                En su comentario usted dice ¿prueba esto que tengan que ser la misma persona? NO … Y yo le respondo muy similar a su NO , “De ninguna manera!” Y agrego: El Padre, el Hijo y el Espíritu Santo no forman una unidad en una persona. Lea lo siguiente:

                3 PRINCIPIOS DISTINTIVOS DE LA DOCTRINA DE LA TRINIDAD:
                1.LA TRINIDAD NO ES MODALISMO: LA CREENCIA QUE EL PADRE, EL HIJO Y EL ESPÍRITU SANTO SON UNA MISMA PERSONA.
                “sin confundir las personas ni separar las sustancias…”— Credo de Atanasio
                2.LA TRINIDAD NO ES TRITEÍSMO: LA CREENCIA QUE EL PADRE, EL HIJO, Y EL ESPÍRITU SANTO SON TRES “DIOSES.”
                “Así Dios es el Padre, Dios es el Hijo, Dios es (también) el Espíritu Santo; y, sin embargo, no son tres dioses, sino un solo Dios.” — Credo de Atanasio
                3.EN LA TRINIDAD “NINGUNO ES ANTES NI DESPUÉS; NINGUNO ES MAYOR O INFERIOR A OTRO.”
                Igual al Padre según la divinidad, menor que el Padre según la humanidad. Más aún cuando sea Dios y hombre, no son dos, sino un solo Cristo… uno absolutamente, no por confusión de la sustancia, sino por la unidad de la persona.” — Credo de Atanasio

                Cito la última parte de su comentario: “entonces, tendríamos que sacar la conclusión que ellos y su Maestro son la misma persona en una deidad. Claro que NO” Y usted tiene razón, los apóstoles y su Maestro NO son la misma persona en una deidad.

                Veamos la definición de la palabra apóstol:
                Del griego apostolos ( απόστολος, número strong G652 ) es literalmente: uno enviado [apo, de (partitivo); stello, enviar]… Diccionario Vine NT+ . También significa: … enviado, enviar, mensajero. Diccionario Strong en español

                Ahora bien, en el caso de Hebreos 3:1 se le dice apóstol a Jesús, el hombre, no se le dice apóstol a Cristo (naturaleza divina) ni a JesuCristo (naturaleza humana y divina) aunque aclaro que se refiere a la misma persona, pero en este versículo solo a esa persona en su condición de hombre ( a Jesús ). Además, la palabra apostolos solo se aplica a seres humanos no a la Deidad. Por lo tanto, el hecho que se le llame a Jesús apóstol como a sus discípulos no da lugar a una comparación entre ellos en términos de una deidad.

                A JesuCristo se le llama Dios Poderoso al igual que a Jehová. Es por eso que se puede comparar en términos divinos pues a ambos se les llama en términos de la misma naturaleza o sustancia, la divina (Dios). No es equivalente una comparación en términos de naturaleza o sustancia humana como en el caso de la palabra apóstol que vimos anteriormente para analizar (contradecir) una comparación entre la misma naturaleza o sustancia divina. En la práctica no se puede mezclar el aceite con el agua pues ambos son sustancias diferentes, verdad? El aceite se mezcla con el aceite y el agua con el agua.

                JesuCristo es la única persona que comparte la naturaleza divina (100% divino) y la naturaleza humana (100% humano). Es por eso, que es “Igual al Padre según la divinidad, menor que el Padre según la humanidad”.

                Saludos para usted

                • meschareth says:

                  Jehová es Dios todopoderoso. Jesús es el Hijo de Dios, creado por Dios antes de venir a la tierra y enviado por Dios a la tierra. Muerto por medio de los hombres y resucitado por Dios. Ascendió a los cielos de donde vino y ahí continúa sujeto (por debajo) en obediencia a Dios su Padre Jehová. Yel espíritu santo es la fuerza activa de Dios. Esto no lo enseña ningún credo ni ninguna enciclopedia. Esto lo enseña la Palabra de Dios la Biblia.
                  No voy a citar textos bíblicos, porque hay bastantes ya citados en los 6 temas que abarca esta serie La trinidad ¿Una doctrina de la Biblia? que puede volver a leer bajo la etiqueta Trinidad

    • meschareth says:

      El Hijo de Dios aceptó voluntariamente la asignación de venir a la tierra y ser el Mesías prometido , como se desprende de Filipenses 2:5-8, donde se registra que “se despojó a sí mismo” de su gloria celestial y naturaleza de espíritu, y “tomó la forma de un esclavo” al ser transferida su vida al plano terrestre, material y humano. Esta asignación que le esperaba representaba una responsabilidad inmensa, pues había mucho en juego. Si se mantenía fiel, podía probar que era falsa la afirmación de Satanás de que los siervos de Dios lo negarían bajo privación, sufrimiento y prueba, afirmación que se registra en el caso de Job. (Job 1:6-12; 2:2-6.) Como el Hijo primogénito, Jesús podía ser la criatura de Dios que diera la respuesta más concluyente a esa acusación y que defendiera mejor a su Padre en la mayor cuestión, que tenía que ver con lo legítimo de la soberanía universal de Jehová. De ese modo demostraría que era el “Amén, el testigo fiel y verdadero”. (Rev 3:14.) De haber fallado, él, más que ninguna otra criatura, habría acarreado oprobio al nombre de su Padre.

      Saludos.
      Este comentario ha sido tomado del libro Perspicacia para comprender las Escrituras Volumen 2 pag. 94 editado por la Sociedad Watchtower de los testigos de Jehová

      • siervodeCristo says:

        Buenas tardes nuevamente,

        Cito de usted
        Esta asignación que le esperaba representaba una responsabilidad inmensa, pues había mucho en juego. Si se mantenía fiel, podía probar que era falsa la afirmación de Satanás de que los siervos de Dios lo negarían bajo privación, sufrimiento y prueba, afirmación que se registra en el caso de Job. (Job 1:6-12; 2:2-6.) Como el Hijo primogénito, Jesús podía ser la criatura de Dios que diera la respuesta más concluyente a esa acusación y que defendiera mejor a su Padre en la mayor cuestión, que tenía que ver con lo legítimo de la soberanía universal de Jehová. De ese modo demostraría que era el “Amén, el testigo fiel y verdadero”. (Rev 3:14.) De haber fallado, él, más que ninguna otra criatura, habría acarreado oprobio al nombre de su Padre.

        Usted resume este comentario con De haber fallado, él, más que ninguna otra criatura, habría acarreado oprobio al nombre de su Padre.. Con todo respeto me dirijo a usted y le digo ¿ En qué usted se basa para afirmar lo anterior ? El decir que Jesús podía fallarle a Dios.

        Jehová dijo acerca del Mesías:

        De la abundancia del regir principesco y de la paz no habrá fin (*), sobre el trono de David y sobre su reino a fin de establecerlo firmemente y sustentarlo por medio del derecho y por medio de la justicia, desde ahora en adelante y hasta tiempo indefinido. El mismísimo celo de Jehová de los ejércitos hará esto. ( Isaías 9:7 ) (Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras).

        * O: “Su regir principesco ciertamente abundará, y no habrá fin para la paz”. (nota de la Traducción, que se refiere al Mesías)

        ¿En qué lugar de la Biblia Jehová promete algo y no lo cumple ? Jehová no dijo “El mismísimo celo de Jehová de los ejércitos hará esto.”

        Dios no es hombre, para que mienta; ni hijo de hombre para que se arrepienta: Él dijo, ¿y no hará? Habló, ¿y no lo ejecutará? (Num 23:19)

        Mis saludos para usted.

        • meschareth says:

          No confunda, no, no, no. YO no dije que Jesús podía fallarle a Dios. Yo, tomando del libro Perspicacia para comprender las Escrituras Volumen 2 pag. 94 editado por la Sociedad Watchtower de los testigos de Jehová escribí: “De haber fallado, él, más que ninguna otra criatura, habría acarreado oprobio al nombre de su Padre.”
          Basado en mi estudio de la Biblia, ciertamente, Jesús, cuando vivió en la tierra gozaba completa y perfectamente, en toda la extensión de la palabra de su Libre Albedrio. Y aunque no pecó ni en su boca fue hallado engaño(1Pedro 2:22), humanamente tenía ante sí como hombre que vivió igualmente que Adán(antes del pecado), el hacer la voluntad de Su Padre o no hacerla.

    • meschareth says:

      Cualquier afirmación de que Jesús sea Dios Todopoderoso debe de estar en total armonía con el resto de las Escrituras.

      Por ejemplo, cundo usamos Filipenses 2:6.,7 independientemente que lo leamos en griego antiguo, o en cualquier idioma traducido, sin importar que versión de la Biblia usemos; la explicación que demos tiene que concordar con el resto de las Escrituras. Y no solo Filipenses 2:6,7, esto es aplicable a todo otro texto de la Biblia que por su escritura pueda prestarse a favor de esta doctrina anti-bíblica y pagana.

      Por ejemplo:

      Juan 14:28 Ahí Jesús dijo que su Padre era mayor que él. ¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?
      Juan 20:17 Ahí Jesús ya resucitado hablo de ‘Su Dios y de Su Padre’ ¿Quién es este Dios y este Padre de Jesús?¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?
      Efesios 1:17 Ahí el apóstol habla del Dios de Jesucristo. ¿Quién es este Dios? ¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?
      1 Corintios 11:3 Ahí Pablo dice que Dios es la cabeza de Cristo. hablando de la autoridad que Dios tiene por encima de Cristo, así como Cristo la tiene por encima del hombre y el hombre por encima de la mujer. ¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?
      1 Corintios 15:27,28 Dios le sujeto a Cristo resucitado en el cielo todas las cosas. Pero el apóstol dice que Dios no fue sujetado a Cristo. Y añade que cuando todo se haya llevado a cabo el propio Hijo(Jesús) se sujeta a Dios, para que Dios sea todo en todas las cosas. ¿Cómo explicaría usted Filipenses 2:6.,7 a la luz de este texto?

      Podría estar aquí señalando mas textos para ordenar este asunto a la manera de Dios y no de los hombres. Por el momento creo que es suficiente.

      Saludos nuevamente

  5. alianjesus says:

    candente el debate jajajajajaja, solo quiero agregar par de preguntas para nuestro amigo @meschareth

    1. ¿Quién es el Señor de señores?
    ¿Jehová o Jesús?

    Sal 136:3 (TNM) “den gracias al Señor de los señores: porque su bondad amorosa es hasta tiempo indefinido”

    Rev 19:6 (TNM) Y sobre su prenda de vestir exterior, aun sobre su muslo, tiene un nombre escrito: Rey de reyes y Señor de señores.

    ¿Hay 2 “Señor de señores”? o estos 2, UNO son..?

    2. ¿Quién es el que escudriña la mente y el corazón?

    Ap 2:23 (RV1960)Y a sus hijos heriré de muerte, y todas las iglesias sabrán que yo soy el que escudriña la mente y el corazón; y os daré a cada uno según vuestras obras.

    Jr 17:10 (RV1960) Yo Jehová, que escudriño la mente, que pruebo el corazón, para dar a cada uno según su camino, según el fruto de sus obras.

    Posible refutación (desesperada): Jesús también puede. 🙁

    Respuesta: Eso es antibiblico:

    1 Reyes 8:39 (RV1960) y tú oirás en los cielos, en el lugar de tu morada, y perdonarás, y actuarás, y darás a cada uno conforme a sus caminos, cuyo corazón tú conoces (porque sólo tú conoces el corazón de todos los hijos de los hombres)

    • meschareth says:

      @alianjesus
      usted pregunta:
      1. ¿Quién es el Señor de señores? ¿Jehová o Jesús?
      La Biblia dice: “Porque Jehová su Dios es el Dios de dioses y el Señor de señores, el Dios grande, poderoso e inspirador de temor”. (Deuteronomio 10:17; Salmo 136: 1-3.) En ambos lugares se llama a Jehová “Dios de dioses” y “Señor de señores”.

      En Revelación [Apocalipsis] 17:14; 19:16 se llama al resucitado y poderoso Jesús el “Rey de reyes y Señor de señores.”

      Entre las cuatro citas, tal parece indicar que tanto Jehová como Jesús son la misma persona. Y hay quienes como usted así lo han creído. Sin un análisis más abarcador del asunto, han optado por creer una doctrina falsa.

      Es curioso, pero en ningún pasaje a Jesús se le llama “Dios de dioses”. Tampoco el “Dios Todopoderoso”. Esas palabras titulares, en la Biblia solo son aplicadas a Jehová Dios, sin importar quien sea la persona que como representante suyo este hablando o actuando. (Vea 3 ejemplos Génesis 17:1; Éxodo 6:2; Daniel 2:47; Revelación 15:3*)

      Si cada vez que nos encontramos en la Biblia cierto título o frase descriptiva que se le apunta a una persona, concluimos que entonces cuando se aplica a otra esas dos son una misma cosa (persona, Dios), estaríamos cayendo en un error de interpretación doctrinal, si no tenemos en cuenta todo el contexto y el resto de la Biblia.

      Por ejemplo, la expresión “apóstol” se aplica tanto a Jesucristo como a algunos de sus seguidores. Pero esto no quiere decir que sean una misma entidad ellos, ni que sean de igual rango o nivel, ¿verdad? (Hebreos 3:1.) De la misma manera el que tanto a Jesús como a Jehová se le aplique la expresión “Señor de señores” tampoco es prueba que sean una misma cosa o entidad. Si usted concluye que sí lo son, entonces tiene que concluir que tanto Jesús como los apóstoles son lo mismo.

      Continuando con el análisis, veamos primero lo que la Biblia dice sobre Jehová : “Pero Jehová de los ejércitos está juzgando con justicia; está examinando los riñones y el corazón”. (Jeremías 11:20.) En Revelación 2:23 el resucitado y glorificado Jesucristo dice de sí mismo: “Yo soy el que escudriña los riñones y corazones, y les daré individualmente a ustedes según sus hechos”. ¿Debido a la semejanza de estos textos, debemos concluir que tanto Jehová como Jesús son una misma entidad (un mismo Dios)? Por supuesto que no.

      Jesús es el cabeza de la Congregación nombrado por su Padre. La Biblia dice que Jehová “lo sentó a su diestra en los lugares celestiales, muy por encima de todo gobierno y autoridad y poder y señorío, y de todo nombre que se nombra, no solo en este sistema de cosas, sino también en el que ha de venir. Él [Dios] también sujetó todas las cosas debajo de sus pies, y lo hizo cabeza sobre todas las cosas en cuanto a la congregación”. (Efesios 1:20-22.) Si lugar a dudas, a Jesús se le ha dado “toda autoridad” (potestad). (Mateo 28:18.) En Revelación 2:18 él dice que sus ojos son “como llama de fuego,” lo que indica que sus facultades visuales son muy brillantes y agudas y penetran a grandes profundidades. eso le permite poder escudriñar los corazones y riñones de sus discípulo en Tiatira.

      A tal extremo tiene poderes Jesús, que el apóstol Pablo declaró sobre Cristo: “Él es la imagen del Dios invisible”. (Colosenses 1:15.) Efectivamente, a Jesús su propio Padre, también le ha concedido el poder de escudriñar los corazones. debemos recordar, que el Hijo de Dios hasta reconoció que todo lo que hacía NO era de su propia iniciativa (o que fuera originado desde él), sino de Su Padre. (Lea Juan 5:30.) Desde que comenzó su ministerio público, ya Cristo tenía el privilegio dado por su Padre de entender los corazones de la humanidad. (Mateo 9:4; Marcos 2:8; Juan 2:24, 25.) ¿Contradice estas afirmaciones al texto de 1 Reyes 8:39? No.

      Solo Jehová verdaderamente ha tenido en sí mismo ese poder. Él fue quien se lo concedió a su propio Hijo. El contexto de esta cita (1 Reyes 8:39), nos deja ver que Salomón estaba haciendo una oración a Jehová en donde lo reverenciaba y le pedía que actuara de acuerdo a los corazones de los israelitas de su tiempo. El reconocía que solo su Dios podía saber que había en el corazón de cada hombre. Por otra parte, hasta entonces, no se conocían todas las capacidades divinas que tendría el Mesías prometido.

      Desesperado, tortuoso, torcido, y antibíblico es afirmar que Jesús, el Hijo de Dios y su Padre Jehová Dios son un mismo ente o el mismo Dios Todopoderoso.

  6. alianjesus says:

    Perdón me faltó otra pregunta: 🙂

    ¿Quién es el Alfa y la Omega?
    ¿Jehová o Jesús?

    Rev 1:8 (TNM) “Yo soy el Alfa y la Omega —dice Jehová Dios—, Aquel que es y que era y que viene, el Todopoderoso.”

    Rev 22:12-13, 20 (TNM)
    ”‘¡Mira! Vengo pronto, y el galardón que doy está conmigo, para dar a cada uno según sea su obra.
    Yo soy el Alfa y la Omega, el primero y el último, el principio y el fin.
    Apo 22:20 ”El que da testimonio de estas cosas dice: ‘Sí; vengo pronto’.” “¡Amén! Ven, Señor Jesús.”

    La misma Biblia de los testigos lo dice… no entiendo cuál es la insistencia en negarlo

  7. Vane says:

    Nombre quien aya escrito este block esta bien perdido yo no soy trinitaria ni nada que se le paresca pero creo en un sólo Dios pero en un Dios que lo yena todo sinceramente esta persona no entiende nada de deidad el era 100% Dios ablando de Jesús y también 100% carne poreso se expresó como tal en su unanimidad porque lo era pero tenía que ser así porque tenía que dar a conocer su nombre y aser el sacrificio en la cruz para poder ser salvos por medio del sacrificio y de su nombre que es sobre todo nombre y en nigun otro ay salvación Dios es Dios ariba en los cielos y abajo en la tierra. Aprenda pues que en Dios abita toda la plenitud de la deidad digo si sabe que significa y Dios es uno y el ase como el quiere y el todo lo puede el es el Dios todo poderoso que atraves de ese belo de carne que era de 100% carne bino a dar a conocer su nombre Jesús y sufrir dolor pormedio de sacrificio muriendo es cuerpo para el perdón de nuestro pecados pero resucitó para que viéramos su poder que el ase lo que quiere y como quiere porque el es Dios el dijo nadie me kita la vida sino que yo la pongo y la buelbo a kitar ablando de de Jesús entonces le más abersi captas que si en efecto la trinidad no es bíblica pero que Dios si es uno y su nombre es Jesús.

    • meschareth says:

      Muchas gracias por comentar en NuevoMundo.

      @Vane Entendemos que usted parece conocer la Biblia. Pues asegura que aquí en este Blog los editores estamos perdidos. Lo interesante de su comentario, es que, a pesar de no entenderse claramente, NO CITA NI UN SOLO TEXTO BIBLICO PARA DAR APOYO A SU EXPOSICION. Y eso nos sorprende, viendo que usted se agita como alguien que sí parece conocer la verdad. De lo que pudimos entender con mayor facilidad, es que no cree en la Trinidad, y eso es un primer buen paso para comprender las Escrituras. Tenemos eso en común, la Trinidad no es bíblica. Sin embargo usted asegura, que Jesús es Dios (pensamos que se refiere al Dios Todopoderoso). Pero eso no es correcto. Y no es lo que la Biblia enseña. La pregunta es: ¿Sabe usted si la Biblia dice tal cosa; conoce algún texto bíblico que le apoye? Parece que no, usted no citó ninguno. 

      ¿Es Jesucristo realmente Dios?

      Juan 17:3, RV (1960): “[Jesús oró a su Padre:] Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero [“solo Dios verdadero”, Sagrada Biblia (1925), Felix Torres Amat], y a Jesucristo, a quien has enviado.”

      Como puede notar usted y los demás lectores, Jesús no se refirió a sí mismo, sino a su Padre en el cielo, como “el único Dios verdadero”.

      Juan 20:17, RV (1960): “Jesús le dijo [a María Magdalena]: Suéltame, porque aún no he subido a mi Padre; mas ve a mis hermanos, y diles: Subo a mi Padre y a vuestro Padre, a mi Dios y a vuestro Dios.”

      E incluso, para el resucitado Jesús, el Padre era Dios, al igual que el Padre era Dios para María Magdalena. Es interesante que no hallamos ni una sola vez en las Escrituras que el Padre haya llamado al Hijo “mi Dios”.

      Jesús no es el Nombre del “único Dios verdadero “. Jesús es el nombre que el Hijo de Dios unigénito y Primogénito tuvo cuando vivió en la tierra. (Juan 3:16, 18; Colosenses 1:15)

      El apóstol Juan registra en el evangelio que lleva su nombre que Jesús dijo a su Padre: “Les he dado a conocer tu nombre [es decir, a sus verdaderos seguidores] y lo daré a conocer.” (Juan 17:26.) ¿Qué Nombre le dio a conocer? ¿El suyo? No es posible; ellos ya le conocían hasta por su nombre y su título de Mesías (Cristo).

      La Biblia muestra y también los Testigos de Jehová lo enseñan, que el Todopoderoso y “único Dios verdadero” tiene un Nombre. 

      En el Salmo 83:18 RV(1960) podemos leer que el salmista cantando y glorificando a Dios dijo: “Y conozcan que tu nombre es [יהוה]*  Jehová;** Tú solo Altísimo sobre toda la tierra.”

      No obstante, el propio Dios dijo a su pueblo mediante su profeta de una manera muy sencilla: “Yo soy Jehová [יהוה]; éste es mi nombre, mi gloria no la daré a otro, ni mi alabanza a las esculturas.” (Isaías 42:8, VM[1929])

      De modo que ese fue el Nombre divino que Jesús dio a conocer a sus discípulos y amigos fieles. Ese es el Nombre [יהוה] que se debe pedir en oración que sea “santificado”. (Mateo 6:9)

      La Biblia dice a todos sus lectores, en especial a los discípulos de Jesús:””Ustedes, pues, tienen que orar de esta manera: ”‘Padre nuestro [que estás] en los cielos, santificado sea tu nombre.” (Mateo 6:9, TNM [1987])

      Quisiéramos poder mostrarle algunas otras cosas más, no obstante pensamos que usted ya tiene una buena y sincera  tarea con estudiar y meditar en los textos bíblicos y las explicaciones que le hemos hecho llegar.

      Tenga usted un buen día y reciba nuestros saludos.

      * יהוה  El Tetragrámaton o las cuatro consonantes (Tetras) hebreas con las que se Escribe el Nombre Divino. Para conocer como se debe pronunciar este nombre vea:

      ¿Es Jesús el nombre de Dios?

      Lea todo el folleto: El nombre divino que durará para siempre

      Puede que le interese lo que en este artículo se dice

      ** “Jehová” (“Jehovah”):  En la mayoría de las Biblias es el Nombre propio y personal del Dios Vivo y Todopoderoso; “el único Dios verdadero” y “Altísimo”.

  8. Omega says:

    ¿Cuando se utiliza el nombre Jehová por vez primera en la Biblia?

    • meschareth says:

      Si pregunta, según el orden que hoy la Biblia tiene con sus libros (desde Génesis hasta Revelación [Apocalipsis]): Pues fue en Génesis. (Génesis 2:4)

      • Omega says:

        Que me puedes decir sobre este verso
        TNM
        Éxo 6:3 Y yo solía aparecerme a Abrahán, Isaac y Jacob como Dios Todopoderoso, pero en cuanto a mi nombre Jehová no me di a conocer a ellos.

        Recuerda que Moises pasó por el Exodo antes de escribir Génesis.

        • meschareth says:

          Me parece muy bien.

          Su pregunta fue: “¿Cuando se utiliza el nombre Jehová por vez primera en la Biblia?”
          Yo le respondí a usted:
          “Si pregunta, según el orden que hoy la Biblia tiene con sus libros (desde Génesis hasta Revelación [Apocalipsis]): Pues fue en Génesis. (Génesis 2:4)”

          • Omega says:

            ¿Centrándonos en el relato bíblico podemos concordar que la primera vez que se utiliza Jehová como el nombre de Dios es en Éxodo 3:14 y no en el verso que Ud. cita [Génesis 2:4]?

            • meschareth says:

              A primera vista parece indicar eso.
              La cuestión es ¿Conocían el nombre de Dios sus siervos fieles antes de que Jehová se manifestara ante Moisés?

              ¿Se había utilizado alguna vez para bien o para mal ese Nombre sobre la tierra antes del suceso con Moisés?

              • Omega says:

                Poniendo juntos los versos Éxodo 3:14 y Éxodo 6:3
                RV1960
                Éxo 3:14-15 Y respondió Dios a Moisés: YO SOY EL QUE SOY.(C) Y dijo: Así dirás a los hijos de Israel: YO SOY me envió a vosotros. Además dijo Dios a Moisés: Así dirás a los hijos de Israel: Jehová,[a] el Dios de vuestros padres, el Dios de Abraham, Dios de Isaac y Dios de Jacob, me ha enviado a vosotros. Este es mi nombre para siempre; con él se me recordará por todos los siglos.
                Éxo 6:3 Y aparecí a Abraham, a Isaac y a Jacob como Dios Omnipotente,(A) mas en mi nombre JEHOVÁ no me di a conocer a ellos.

                Parece indicar que moisés fue el primero en decir JEHOVÁ, estamos de acuerdo en esto.

                • meschareth says:

                  Parece, pero al comparar con lo que dice el Génesis, resulta poco probable que sea así. La cuestión es ¿Conocía el Nombre Adán? ¿Lo usaron Abel y Caín al hacer sus sacrificios?

                  ¿Y qué decir de aquella gente que en los días de Enós que comenzaron “a invocar el nombre de Jehová” (Génesis 4:26)?

                  • Omega says:

                    Supongo que Ud entiende que un nombre se utiliza para diferenciarnos unos de otros.
                    En el principio eso no hacia falta para Dios pues el es único, los que los conocían lo llamaban El (Dios).
                    En el tiempo de Moisés el hombre tenía muchos dioses, dioses creados por el hombre que tenían muchos nombres y muchas formas.
                    Sobre el verso que me cita (Génesis 4:26) lo mas razonable (para mi) es que Moisés utilizó el nombre por el que Dios se dio a conocer (Éxodo 3:14). Caso contrario Éxodo 6:3 tiene una interpretación diferente a lo que expone.
                    TNM
                    Éxo 6:3 Y yo solía aparecerme a Abrahán, Isaac y Jacob como Dios Todopoderoso, pero en cuanto a mi nombre Jehová no me di a conocer a ellos.

                    • meschareth says:

                      Su raznamiento parece tener alguna lógica, pero el que Dios tenía un Nombre y por ese se había dado a conocer es mas que un hecho.
                      Éxodo 6:3 “Y yo solía aparecerme a Abrahán, Isaac y Jacob como Dios Todopoderoso, pero en cuanto a mi nombre Jehová no me di a conocer a ellos.”

                      Este texto tiene su propia interpretación dada por las mismas Escrituras. Para nada podemos salirnos del marco de ellas para tratar de entender qué le decia Jehová a Moisés.

                      Pero además en Éxodo 6:3 se hace mención de aquellos (“Abrahán, Isaac y Jacob”) con los cuales Jehová habia hecho y ratificado un pacto. Pacto que debía cumplirse en los días de la nación descendiente cautiva en Egipto.
                      Pero no se menciona que Dios no había dado a conocer su Nombre antes.

                      Aunque Moisés fue el escritor del Génesis, recuerde que fue guiado e inspirado para que esa Escritura se hiciera. De modo que, lo que escribió es Palabra de Dios. El escribió: “En aquel tiempo se dio comienzo a invocar el nombre de Jehová.” (Génesis 4:26)

                      La Atalaya 15/9/01 pág. 29 Enoc anduvo con Dios en medio de un mundo impío dice:

                      “Algunos hebraístas afirman que Génesis 4:26 debería decir “empezó de manera profana” o “empezó la profanación”. Probablemente la gente empleaba el nombre de Dios para denominarse a sí misma o a las personas mediante las cuales intentaba adorar a Dios; o tal vez se asignaba a ídolos el nombre divino.”

                      saludos

  9. Omega says:

    Los TJ aceptan a Jesús como un dios [Juan 1:1]
    menor no mayor, poderoso no todopoderoso
    ¿no es esto politeísmo?

        • meschareth says:

          (Romanos 9:5)
          RV1960:
          “de quienes son los patriarcas, y de los cuales, según la carne, vino Cristo, el cual es Dios sobre todas las cosas, bendito por los siglos. Amén.”

          BJ:
          “y los patriarcas; de ellos también procede Cristo según la carne, el cual está por encima de todas las cosas, Dios bendito por los siglos. Amén.”

          VM:
          “de quienes son los padres, y procedente de quienes, según la carne, vino el Cristo; ¡el cual es sobre todos, Dios bendito para siempre!”

          El Nuevo Testamento. La Versión Latinoamericana en Castellano. Sociedades Bíblicas en América Latina. 1960
          “y de los cuales vino, según la carne, el Cristo. Dios, que es sobre todas las cosas, sea bendito por los siglos. Amén.”

          A New Translation of the Bible, por James Moffatt Nueva York y Londres. 1935
          “y de ellos también (en lo que tiene que ver con descendencia natural) es el Cristo. (¡Bendito para siempre jamás sea el Dios que está sobre todo! Amén.)”

          TNM:
          “a quienes pertenecen los antepasados y de quienes [provino] el Cristo según la carne: Dios, que está sobre todos, [sea] bendito para siempre. Amén.”

          Existen muchas formas de leer este pasaje. Ahora ¿Cual es la correcta?
          En griego sin signos de puntuación la parte en discusión se lee:

          Ro 9:5.—Gr.: και εξ ων ο χριστος το κατα σαρκα ο ων επι παντων θεος ευλογητος εις τους αιωνας αμην

          (kai ex hon ho kjri•stós to ka•tá sár•ka, ho on e•pí pán•ton, The•ós eu•lo•gue•tós eis tous ai•ó•nas; a•mén)

          Literalmente al español seria:
          (y fuera de cuales el ungido el según carne el siendo sobre de todas [cosas] dios bendito hacia dentro a las edades amén)

          Digamos que haciéndolo entendible diría entonces:

          ‘de los cuales según la carne vino el cristo (ungido) dios siendo sobre todas las cosas sea bendito para siempre amén’

          Ahora es una cuestión básica de lealtad y fidelidad a Dios y a su palabra escrita que pongamos los signos de puntuación en los lugares apropiados de la oración. En este sentido, la creencia prejuiciada no debe ser la rectora de la composición oracional.

          Según el contexto ¿qué traducción de Romanos 9:5 concuerda con Romanos 15:5, 6?

          Romanos 15:5, 6
          “Ahora, que el Dios que suministra aguante y consuelo les conceda tener entre sí la misma actitud mental que tuvo Cristo Jesús, 6 para que, de común acuerdo, con una sola boca glorifiquen al Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo.”

          En Romanos 15:5, 6 se establece una distinción clara entre Dios y Cristo Jesús y entonces se insta al lector a ‘glorificar al Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo. Pero además, también en 2 Corintios 1:3 y Efesios 1:3 se nos muestra por medio del mismo escritor bíblico que el “Dios y Padre” es Alguien totalmente distinto de “Jesucristo” y que es a este Dios al cual se glorifica mediante Jesús.

          “Considere lo que se dice después en el capítulo 9 de Romanos. Los versículos 6-13 muestran que el cumplimiento del propósito de Dios no depende de la herencia según la carne, sino de la voluntad de Dios. Los versículos 14-18 hacen referencia al mensaje de Dios a Faraón, conforme se encuentra registrado en Éxodo 9:16, para hacer resaltar el hecho de que Dios está sobre todos. En los versículos 19-24 se da otra ilustración de la superioridad de Dios mediante la analogía de un alfarero y las vasijas de barro que él fabrica. ¡Cuán apropiada es, entonces, la expresión del versículo 5: “Dios, que está sobre todos, sea bendito para siempre. Amén”” (Razonamiento a partir de las Escrituras pág. 412)

          De modo que nos quedamos con mucho gusto con la Traducción aceptada no solo por los TJ sino por otros traductores de la Biblia:
          “y de quienes [provino] el Cristo según la carne: Dios, que está sobre todos, [sea] bendito para siempre. Amén.”

          En la oración que hemos venido construyendo, añadiéndole los signos de puntuación y poniendo las mayúsculas sería:

          de los cuales según la carne vino el Cristo [Ungido]. Dios siendo sobre todas las cosas, sea bendito para siempre. Amén’

          • Omega says:

            TNM
            Rom 9:5 a quienes pertenecen los antepasados y de quienes [provino] el Cristo según la carne: Dios, que está sobre todos, [sea] bendito para siempre. Amén.

            Revise claramente como lo traduce la sociedad, esos dos puntos (:) depuse de carne establecen claramente que se refiere a el todo lo que le sigue.
            El TJ reconoce y acepta a Cristo como dios, pero no como Dios y esto viola el primer mandamiento
            RV1960
            (Éxodo 20:3)
            No tendrás dioses ajenos delante de mí.
            TNM
            (Éxodo 20:3)
            No debes tener otros dioses contra mi rostro.

            De todos modos de tarea: analiza el uso de los dos puntos (:) y compáralo con las beses que citas versos bíblicos.
            Todo lo que le sigue a los dos puntos (:) esta relacionado directamente con lo anterior a los dos puntos (:)
            Ejemplo de esto es lo siguiente:
            meschareth: Administrador del blog NuevoMundo
            omega: Visitante del blog NuevoMundo

            Yo apoyo y acepto gustosamente como la sociedad Atalaya en la TNM vierte Romanos 9:5, ustedes como TJ deberían de aceptar gustosamente también lo que implica esa traducción.

            • meschareth says:

              Usted nos describe:
              “El TJ reconoce y acepta a Cristo como dios, pero no como Dios y esto viola el primer mandamiento
              RV1960
              (Éxodo 20:3)
              No tendrás dioses ajenos delante de mí.
              TNM
              (Éxodo 20:3)
              No debes tener otros dioses contra mi rostro.”

              ¿Pero de dónde saca usted esa conclusión?
              Jamás un TJ ha dado adoración y servicio sagrado exclusivos a Jesús, tal como se infiere de Éxodo 20:3 y otras citas bíblicas. (Deuteronomio 6:13; Mateo 4:10) Por supuesto, sabemos que hay muchos dioses y muchos señores y estamos totalmente de acuerdo con la Biblia en que Jesús es un “Dios Poderoso”, así como es un “Príncipe de Paz”. (Isaías 9:6). Pero reconocemos que Jehová es el único Dios que merece toda nuestra adoración de corazón, alma y mente. (1Corintios 8:5, 6) Como también aceptamos el papel de Señor de señores y Rey de reyes que Jesús ocupa en el propósito de Dios. (Revelación [Apocalipsis] 17:14)
              Los TJ consideramos por las Escrituras, que como cristianos, no estamos obligados a la Ley que Jehová Dios otorgó a Israel mediante Moisés. Por lo tanto no estamos obligados a los “Diez Mandamientos”. No obstante, sí aceptamos por las Escrituras, que estamos obligados a reconocer, adorar y a servir sagradamente sólo a Jehová como el Único Dios verdadero y Todopoderoso, mediante Jesucristo.

              • Omega says:

                Entonces aparte de Jehová todos los demás dioses son falsos.
                ¿Es para su organización Cristo Jesús un Dios falso?
                TNM
                Juan 17:3
                Esto significa vida eterna, el que estén adquiriendo conocimiento de ti, el único Dios verdadero, y de aquel a quien tú enviaste, Jesucristo.
                PD/ Responda solamente si o no a: Cristo Jesús un Dios falso, sin explicaciones y sin aglomeraciones de versos.
                Solo si o no, o con una oración completa
                Este [Cristo] es un Dios verdadero.
                Este [Cristo] es un Dios falso.

                • meschareth says:

                  Para su primera pregunta pues nos imaginamos que vendrán otras:
                  “¿Es para su organización Cristo Jesús un Dios falso?”

                  Se parece mucho a una que hace rato lleva dando vuelta en internet.En sitios absurdos, donde piensan, al parecer, con una sola neurona. (sin ánimo de ofender)

                  La pregunta que estos crítcos (si es que se les puede llamar críticos) plantean es: ¿Es Jesús un Dios falso o un Dios verdadero?

                  Nos parece que @alianjesus conoce de lo que estamos hablando. El fue quien sugirió esta y otras más en las páginas de nuestro blog hace ya un tiempo. A él le respondimos (mediante Facebook) que estábamos dispuesto a darle respuestas. El autor de dichas preguntas se hizo llamar en este sitio “apologista” y eran unas 15 cuestiones. Se trataba de un ppreparado con un ex-Testigo de Jehová Bill Cetnar (Mas bien un APOSTATA)

                  Disculpe usted @omega; pero le respondemos como sabemos responder:

                  Jesús es un “Dios Poderoso” y es verdadero porque hace la voluntad de su Padre, Jehová Dios “el único Dios verdadero”. En el caso de Jesucristo, es el imitador perfecto de Jehová el Único Dios verdadero. Eso, adicionalmente lo constituye un dios verdadero y muestra que es verdaderamente “la imagen del Dios invisible”. (Colosenses 1:15.) Evidentemente nadie como Jesús puede imitar a la perfección en todo a Jehová Dios. El que Jesús sea verdadero se debe a que es absolutamente lealtad a su Padre y Dios Jehová (Juan 20:17). El enseñó, dijo, e hizo la verdad de su Padre Jehová y por tal motivo era verdadero. (Juan 5:30; 7:16,17). Sin embargo, tal como reconoció mas de una vez, el no era el único y verdadero Dios. Solo Jehová puede ostentar apropiadamente esa distinción.

                  Usando un poco su manera de cuestionar le preguntamos: ¿Diría usted que Jesús cuando estuvo en la tierra no era bueno? Pensamos que usted no se atrevería a decir eso. Jesús fue bueno, buenísimo con todos, tanto así que estuvo totalmente de acuerdo con su Padre Jehová en entregar su vida humana perfecta a favor de toda la humanidad. (Juan 3:16; 10:11,15,17,18.) En cambio, el propio Jesús protestando porque le llamaran bueno dijo: “Nadie es bueno, sino uno solo, Dios”. (Marcos 10:18). ¿Qué entonces debemos entender de esta afirmación de Cristo? ¡¿Que nadie fuera de Jehová es bueno?! Entonces donde se deja a Jesús y otros tantos buenos y fieles siervos de Dios.

                  Lo que Jesús nos enseña es que apropiadamente sólo Jehová es Bueno y debe ser llamado Bueno superlativamente. Pues El es la fuente de todo lo bueno. De Jehová provine toda cosa buena. Santiago lo escribe así: “Toda dádiva buena y todo don perfecto es de arriba, porque desciende del Padre de las luces”. (Santiago 1:17).

                  De manera similar; Jesús nos mostró que solo Su Padre, Jehová es “el único Dios verdadero”; e hizo una distincion bastante clara entre Su Padre y él.(Juan 17:3)

  10. *El debate que usted -y los Testigos de Jehová plantean- no es nuevo. Es tan antigüo como la enseñanza de Arrio (sobre 250-336 d. de C.) que dividió por un tiempo el Cristianismo de la época. Yo expuse mi creencia y argumentos en un artículo que ustedes tuvieron la amabilidad de publicar en la parte III, por lo que no voy a exponer algo repititivo. Evidentemente, usted no concuerda con mi exposición, algo a lo que evidentemente tiene derecho. Le animo a seguir estudiando la Biblia en oración-yo me incluyo, obviamente- y seguro el Espíritu Santo, que la ha inspirado nos dará luz y claridad.Examine las Escritutas sin prejuicios, bucee en la historia de su religión, y seguramente descubrirá muchas cosas interesantes que le han estado ocultando.
    Yo creo lo que dice 1 Juan 5:20: “No obstante, sabemos que el Hijo de Dios está presente y nos ha dado entendimiento para conocer al que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios y la vida eterna.”.
    Que Dios le bendiga y llene de su gracia.

    • eldefensor says:

      Buenas tardes:

      Usted nos dice: “Le animo a seguir estudiando la Biblia en oración-yo me incluyo, obviamente- y seguro el Espíritu Santo, que la ha inspirado nos dará luz y claridad. Examine las Escrituras sin prejuicios, bucee en la historia de su religión, y seguramente descubrirá muchas cosas interesantes que le han estado ocultando.”

      Hasta las palabras de que el “espíritu santo” permitirá abundar en sabiduría, luz y claread, todo iba bien. E incluso cuando dice: “Examine las Escrituras sin prejuicios”, nos parece lógico y razonable. Todo quien se crea cristiano, ha de examinar las Escrituras diariamente. ¿Pero qué tiene que ver la historia de “mi religión” con el tema que se está tratando?

      No sé cuál es la que usted profesa, y tampoco creo que sea de importancia alguna para demostrar o sustentar lo que la Biblia sí enseña sobre la identidad de Jehová Dios, el Padre de Jesús, o sobre la identidad de Jesús, el Cristo, el Hijo de Dios. Me da la impresión que es católico, ah no, es bautista. Si lo es o no da igual. La historia del catolicismo y el protestantismo, ha sido en su mayor parte develada, y realmente no es buna, no es una historia de la cual Dios o Cristo deban de estar muy orgullosos. Y todavía el Vaticano oculta demasiados secretos, que se necesitaría al menos un siglo más para que la gente pueda digerirlos. No me voy a poner a la par de usted. Quiero recordarle amablemente palabras de Cristo. Para asegurarnos de quienes en verdad NO son sus discípulos el dijo:

      “”Guárdense de los falsos profetas que vienen a ustedes en ropa de oveja, pero por dentro son lobos voraces.  Por sus frutos los reconocerán. Nunca se recogen uvas de espinos o higos de cardos, ¿verdad?  Así mismo, todo árbol bueno produce fruto excelente, pero todo árbol podrido produce fruto inservible; un árbol bueno no puede dar fruto inservible, ni puede un árbol podrido producir fruto excelente. Todo árbol que no produce fruto excelente llega a ser cortado y echado al fuego. Realmente, pues, por sus frutos reconocerán a aquellos [hombres]. (Mateo 7:15-20, TNM)

      Y para asegurarnos de quienes en verdad eran sus discípulos añadió:

      “Les doy un nuevo mandamiento: que se amen unos a otros; así como yo los he amado, que ustedes también se amen los unos a los otros.  En esto todos conocerán que ustedes son mis discípulos, si tienen amor entre sí”.” (Juan 13:34, 35, TNM)

      Precisamente la iglesia católica y las protestante a lo largo de la historia no han demostrado esa clase de amor que Jesús ordeno entre sus discípulos. Todas esas iglesias (católicas y protestantes y ortodoxas) han estado envueltas en sangrientas guerras, asesinatos y la política de este mundo. Con solo mencionar las guerras quedan desacreditadas como discípulos de Cristo al mostrarse amor. El amor que Cristo nos dio fue tan grande, que él estuvo dispuesto a morir como un mártir por todos nosotros, sin usar la fuerza para defenderse. Las iglesias de la cristiandad, no han sido el reflejo de esa clase de amor. Y recuerde que Jesús dijo: “En esto todos conocerán que ustedes son mis discípulos, si tienen amor entre sí”

      finalmente usted nos dice:
      “Yo creo lo que dice 1 Juan 5:20: “No obstante, sabemos que el Hijo de Dios está presente y nos ha dado entendimiento para conocer al que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios y la vida eterna.”.”

      Nosotros le decimos que esa forma de verter el texto de 1 Juan 5:20, no es correcta. Así como tampoco es bíblico la añadidura espuria(“Porque tres son los que dan testimonio en el cielo: el Padre, el Verbo y el Espíritu Santo; y estos tres son uno”) en 1 Juan 5:7 para establecer una trinidad. Esto refleja claramente un deseo blasfemo de encontrar apoyo bíblico para una pagana doctrina.

      1 Juan 5:20 debería decir: “Pero nosotros sabemos que el Hijo de Dios ha venido, y nos ha dado capacidad intelectual para que adquiramos el conocimiento del verdadero. Y estamos en unión con el verdadero, por medio de su Hijo Jesucristo. Este es el Dios verdadero y vida eterna.”

      Le queremos responder a usted con una respuesta suministrada por el mismísimo Padre de Jesús y en la cual no hay ni interpretación personal humana, ni manera de torcer el mensaje: Cuando Jesús quiso saber que pensaban sus discípulos sobre él (su persona ), o sea, quien creían que él era. Pedro bajo inspiración divina, lo que quiere decir que no había error en lo que expreso, porque se lo había revelado Jehová Dios dijo: “Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios vivo”. (Mateo 16:16, TNM)

      La Biblia NO dice que Jesús es el “Dios vivo”; NO, la Biblia realmente dice que Jesús es “el Cristo, el Hijo del Dios vivo”.(Mateo 16:16, TNM)

      Nosotros creemos lo que Pedro creía, lo que el expresó por voluntad del Padre de Jesús. Creemos que Jesús es “el Cristo, el Hijo del Dios vivo”.(Mateo 16:16, TNM)

      Saludos.

      PD./ Si lo desea puede escribirnos para una explicación de 1 Juan 5:20.

  11. Muy apreciado defensor:
    Le agradezco su respuesta.
    Soy Bautista en España, y no lo he mencionado porque no tenía relevancia para el tema a tratar. Lo que estamos comentando no es una enseñanza distintiva de los Bautistas, sino del 99% de los Cristianos.
    Cuando hablo de conocer mejor la historia de su fe, lo digo porque me da la sensación que, al defender de una forma tan cerrada su religión, ignora muchos hechos de la historia de su creencia, con cambios doctrinales dramáticos y otras particularidades que lo dejarían asombrado. Usted tiene acceso a muchas páginas de Internet que documentan ampliamente esto, si lo desea.
    Por supuesto que la historia de las religiones-de todas- no es ejemplar.Tampoco lo es la de los primeros cristianos, no hay más que leer el Nuevo Testamento. Pero las Iglesias Protestantes siempre han señalado que la verdad y la vida eterna están en Jesucristo, y no en afiliarse a una Iglesia en particular. No se han erigido en profetas o voceros de Dios en exclusiva, ni han anunciado que los que no sean parte de su organización van a ser destruidos. Han tenido-y tienen- pretensiones más humildes.
    No, no es mi intención seguir debatiendo sobre este tema con ustedes. Una vez más, les agradezco su amabilidad y cortesía al permitirme exponer mi creencia. Para mí es suficiente.
    Los Testigos de Jehová no son los únicos que rechazan la Trinidad. Antes que ellos lo hicieron la Iglesia Unitaria y los Cristiandelfianos. Hay una Iglesia Pentecostal Unitaria también. Así que al final, obviamente uno examina las Escrituras y decide lo que creer.
    Reitero mis deseos de bendición y paz de todo corazón. De verdad, Dios les ama, y oro para que el Señor bendiga mucho sus vidas. A El sea toda la gloria, porque me dio vida y paz en Jesucristo, mi Señor y Salvador.

    • eldefensor says:

      Gracias por su comentario.

      El que usted no considerara relevante mencionar que era bautista, debió ser el mismo motivo a tener para no considerar relevante incluir en el tema la historia de mi Pueblo cristiano Testigo de Jehová. En realidad, no venia al caso de acuerdo con el tema que se está tratando.

      Puede que le de la sensación que soy estrecho de miras y cerrado en cuanto a mi fe. Pero, si creo en lo que creo debo ser así, claro está, con la facultad de raciocinio y la humildad para poder escuchar a los demás y retener lo bueno desechando lo malo. Yo no ignoro nada con respecto a la historia de mi pueblo en el servicio a Dios. Pero no es una historia manchada de sangre, ni de hipocresía religiosa. No es una historia de hacer lo que es conveniente con los gobiernos humanos y el mundo. No, es una historia de integridad a Jehová Dios, en la medida que hemos ido entendiendo su Palabra y su propósito.

      A nosotros se nos tilda de sectas, sin embargo, por mas que se esfuercen en decirlo, saben que no lo somos. En efecto, somos una minoría comparados con las masivas iglesias de la cristiandad, pero somos más de 800000 de cristianos Testigos de Jehová por todo el mundo. Además, no somos el resultado de una división sectaria, dada por cualquier motivo (menos cristiano), dentro de la cristiandad. Nosotros somos el resultado del estudio bíblico bajo oración a Jehová Dios separado de la cristiandad, bajo una actitud de humildad para aceptar la corrección de Dios, de búsqueda y de recibir el espíritu santo para obrar lo que es excelente a la vista de Dios y del mundo.

      No somos inspirados, somos estudiantes de la Palabra de Dios. Y en la medida que hemos recibido y entendido el consejo y las enseñanzas divinas, hemos recibido también la bendición de Jehová Dios mediante Cristo Jesús. De hecho, nosotros no nos llamamos Testigos de Jehová, de la misma forma como usted se puede llamar bautista, pentecostal o Protestante; nosotros somos TJ porque es una forma de vida y porque Dios mismos nos otorgó esa distinción.

      Jehová siempre ha tenido sus testigos en la tierra. Solo antes de nosotros, otros fieles siervos de Dios fueron sus testigos (Hebreos 11:1-12:1). La nación de Israel fue llamada a ser testigo de Jehová. Y Cristo Jesús, nuestro Señor y Rey es el testigo Fiel y verdadero de Jehová. (Revelación 1:5; 3:14) Nosotros somos los Testigos de Jehová Dios y de Cristo hoy en la tierra, como lo fueron sus primeros discípulos en el siglo primero e.c. (Isaías 43:10; Hechos 1:8) La cristiandad, en su 99%, declina mencionar el nombre de Dios. Usan infinidades de excusas para no hacerlo. Ellos no buscan santificar en sus vidas ese gran nombre. (Mateo 6:9) En el 100% no quieren relacionarse con ese Nombre para no ser relacionados con los TJ. Y solo los enemigos de Dios actúan así.

      El cristianismo del siglo primero, con el tiempo se corrompió y para el siglo IV dentro de ese “cristianismo” corrompido y corrupto, nació la cristiandad. Y es cierto, el 99% de todos los que afirman ser cristianos creen en una Trinidad. Pero eso no significa que tengan la razón. Como tampoco quería decir en el siglo primero que la mayoría judía que no aceptaba a Cristo tenia la razón. Porque Jesús sí tenía la razón. Y sus fieles seguidores, como él igualmente, vivían la verdad.

      Ahora bien, al menos el cristianismo que la Biblia recoge (desde el pentecostés [Hechos 2] hasta la muerte del último de los apóstoles Juan), es uno que no estuvo ligado al mundo de Satanás en enemistad con Dios. Fue un cristianismo que se mantuvo limpio de inmoralidad, desligado de la política y las guerras del mundo. Y cuando hubo intentos de contaminarlo, la Biblia dice que se pusieron restricciones y hasta se expulsó a quienes querían convertir la bondad inmerecida de Dios (la gracia) en un pretexto para conducta relajada o desvergonzada. (libertinaje)

      ¿Es ese el cristianismo que se vive en la cristiandad hoy día? No, no lo es, ni lo ha sido desde que la cristiandad existe.

      ¿Es ese el cristianismo que se vive dentro de los TJ? Sí, Como hermandad mundial, nos mantenemos apartados del mundo (deseos y practicas inmorales, guerras y política). Los TJ se aman de verdad, con hechos, sin egoísmo; también a nuestro prójimo que no es de nuestra fe. Jesús dijo: “En esto todos conocerán que ustedes son mis discípulos, si tienen amor entre sí” (Juan 13:35) Por supuesto, ha habido quienes han querido contaminar nuestro cristianismo con actitudes inicuas, pero los hemos expulsado cuando no ha habido arrepentimiento genuino.

      Como los primero cristianos, basamos nuestras enseñanzas en la biblia, no en tradiciones y doctrinas paganas introducidas desde hace siglos en las iglesias de la cristiandad. Aceptamos la Biblia como lo que es, “la palabra de Dios”. (1 Tesalonicenses 2:13) Y dejamos que sea ella quien nos enseñe. (2Timoteo 3:16, 17) ¿La hemos entendido del toda correctamente? No, sin embargo, no hemos tolerado las obras de la carne dentro de nuestra organización. Y cuando algo vemos que no está bien lo reajustamos y lo censuramos y hasta expulsamos a quienes insisten en continuar con un obrar desobediente tanto al Padre como al Hijo.

      Adoramos solamente a Jehová Dios. Jesús enseñó: “Es a Jehová tu Dios a quien tienes que adorar, y es solo a él a quien tienes que rendir servicio sagrado” (Mateo 4:10).

      Los TJ aceptamos a Jesucristo como el medio que Dios usa para salvarlos. La Biblia enseña que “no hay salvación en ningún otro, porque no hay otro nombre debajo del cielo que se haya dado entre los hombres mediante el cual tengamos que ser salvos” (Hechos 4:12).

      De los verdaderos discípulos de Jesús se espera que prediquen el Reino de Dios como la única esperanza para la humanidad. Jesús profetizó: “Estas buenas nuevas del reino se predicarán en toda la tierra habitada para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin” (Mateo 24:14). Los TJ hacemos eso diaria e incesantemente. (Mateo 28:19, 20)

      Los TJ estamos afiliados a Cristo Jesús, el cabeza de la congregación y adoramos a Jehová Dios.

      No se puede ser TJ en otra institución religiosa. Los verdaderos cristianos están unidos, no dispersos en distintas denominaciones divididas por diversas enseñanzas. Jesús mismo oro a su Padre por ese tipo de unidad. El dijo: “Padre santo, vigílalos por causa de tu propio nombre que me has dado, para que sean uno así como lo somos nosotros. […] ”Hago petición, no respecto a estos solamente, sino también respecto a los que pongan fe en mí mediante la palabra de ellos; para que todos ellos sean uno, así como tú, Padre, estás en unión conmigo y yo estoy en unión contigo, que ellos también estén en unión con nosotros, para que el mundo crea que tú me enviaste”. (Juan 17:11, 20, 21)

      Con tanto sectarismo que hay en la cristiandad, ¿puede el mundo creer que Jesús fue enviados a estas religiones?

      Jesús mostró que hay un solo camino que conduce a la vida eterna y otro que conduce a la destrucción. Y no se estaba refiriendo a él cómo ese camino. No, se estaba refiriendo a la forma de adoración a la religión. (Mateo 7:13, 14) No todas las religiones que se llaman cristianas lo son. ”No todo el que me dice: ‘Señor, Señor’, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos.” (Mateo 7:21) En la cristiandad todos le dicen ‘Señor, Señor’ a Jesús, pero ¿están todas esas denominaciones haciendo “la voluntad de [su] Padre que está en los cielos”?

      Saludos y éxitos amigo. Continúe estudiando las Escrituras Sagradas y acepte el camino estrecho que esta delante de usted para vida eterna.

  12. JESUS REIGADA says:

    “Luego Jesús contó la siguiente historia a algunos que tenían mucha confianza en su propia rectitud y despreciaban a los demás: «Dos hombres fueron al templo a orar. Uno era fariseo, y el otro era un despreciado cobrador de impuestos. El fariseo, de pie, apartado de los demás, hizo la siguiente oración:[a] “Te agradezco, Dios, que no soy un pecador como todos los demás. Pues no engaño, no peco y no cometo adulterio. ¡Para nada soy como ese cobrador de impuestos! Ayuno dos veces a la semana y te doy el diezmo de mis ingresos”.

    »En cambio, el cobrador de impuestos se quedó a la distancia y ni siquiera se atrevía a levantar la mirada al cielo mientras oraba, sino que golpeó su pecho en señal de dolor mientras decía: “Oh Dios, ten compasión de mí, porque soy un pecador”. Les digo que fue este pecador —y no el fariseo— quien regresó a su casa justificado delante de Dios. Pues los que se exaltan a sí mismos serán humillados, y los que se humillan serán exaltados». Lucas 18:9-14 Nueva Traducción Viviente (NTV)

    “Y saben a dónde voy, y saben el camino.

    Le dijo Tomás:

    —Señor, no sabemos a dónde vas; ¿cómo podemos saber el camino?

    Jesús le dijo:

    —Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie viene al Padre sino por mí. “.- Juan 14:4-6

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *